Noche emocionante de béisbol: ¡Los Vegueros de Pinar del Río están de vuelta!

De la manera que se presentó en la noche de este jueves el equipo de Pinar del Río ganando por 5-4 contra los actuales campeones nacionales, los Alazanes de Granma, todo parece indicar que la racha de siete derrotas en fila fue solo un instante de crisis en Vueltabajo. ¡Ellos jugaron diferente al béisbol!

El team que vimos regaló momentos emocionantes como aquellos que, en apenas 30 juegos de la etapa regular en esta 57 Serie Nacional de Béisbol, llenaron de esperanzas las pupilas de los fanáticos de Pinar del Río. A diferencia de otras noches, la defensiva de los “pativerdes” fue relampagueante, con tres jugadas de doble play en el momento justo. Pero aún más sobresaliente fue el pitcheo de bullpen, que trancó a la ofensiva contraria, con la combinación entre Frank Luis Medina y el talentoso Raidel Martínez.

En un noveno inning dramático, donde Granma recortó la ventaja de Pinar del Río hasta 5-4, tras dos apelaciones ganadas en la revisión del video, así se decidió todo: Raidel Martínez retó a Carlos Benítez con las bases llenas… y le ganó la batalla con tres rectas de humo después de 1-0.

Lo más importante del juego: Pinar del Río ganó su partido número 31, y aseguró por 4-2 la serie particular en 2017 frente a Granma, que inició su gira occidental con 6-0. El otro punto dulce para el paladar de Pedro Luis Lazo, es que Raidel Martínez se integró al bullpen, lo que fortalece aún más esa área y alivia algunos indicios de bajo rendimiento de Frank Luis Medina e Isbel Hernández. Ambos han lanzado para 10.50 ERA en la segunda etapa, resistiendo un 17-for-50, .340 BA/Opp y nueve ponches junto a un acumulado de 13 bases por bolas, lo que indica que no han podido responder a la responsabilidad de preservar las ventajas.

La situación de los perdedores: No hay pánico, aunque Leandro Martínez tiene 0-2, 9.58 ERA y admite .341 BA, sin ponches frente a 55 bateadores… Todavía Granma tiene uno de los cuerpos de pitcheo más completos de todo el béisbol actual con sus refuerzos. El problema que ellos podrían confrontar en el camino ya lo estamos acariciando sin darle mucha importancia: Ese promedio colectivo de .242 y un pobre slugging de .332 es preocupante. La poca producción gruesa se ha sostenido por solo tres columnas en el line up: Guillermo Avilés (.533), Yoelkis Céspedes (.487) y Lázaro Cedeño (.478). 

Sus próximos tres juegos serán bastante exigentes, frente a Las Tunas en el estadio Julio Antonio Mella, comenzando con la segunda mano de sus primeros abridores: Seguramente, Ulfrido García, Yanier González y Lázaro Blanco.

La jugada que lo cambió todo: Obviamente, Pinar del Río decidió el partido cuando anotó rally de cinco carreras en el tercer inning, suficientes para el 5-4 final. Pero, ¿cómo fue ese episodio clave? En resumen, hubo cinco hits, un elevado de sacrificio y cinco carreras sin extra bases, con tres anotaciones después de dos outs. Entonces, si viste el juego, es posible que concuerdes en que el turno de Michel Enriquez fue la llave del rally y el éxito. 

Leandro Martínez lo hizo abanicar para morder el conteo de 2-2 con una curva de buena rotación, baja y pegada. Pero luego, el veterano abridor de los Alazanes falló totalmente la ubicación: Lanzó otra curva en zona de afuera, demasiado fiable para el alcance de Michel, que no perdonó con una línea remolcadora al center field. A partir de ahí, los Vegueros pisaron dos veces más el home plate, después del hit de Raúl González y pifia del receptor Huber Sánchez en tiro a la intermedia. Aunque ahí vale señalar algo: Si Carlos Benítez bloquea el tiro bajo de Sánchez, Michel no se habría lanzado al plato. Benítez tiró un guantazo e intentó, erróneamente, levantar un disparo que ya iba sin sentido.

Las palmas para Pedro Luis Lazo, que aprovechó un passed ball de Sánchez para luego presionarlo enviando el robo de bases. Frederich Cepeda también corrió acertadamente de segunda a home, a diferencia de Guillermo Avilés, quien se despistó en el primer inning cuando Carlos Benítez consiguió un sencillo de bounce alto por la antesala. Avilés pensó que la pelota había pasado hacia el left field —el coach no pudo ayudar a tiempo—, pero Duarte, pelotero habilidoso y de experiencia, atrapó la pelota y fue rápidamente a tocarlo. Cuando los equipos pierden juegos por una carrera, estos detalles suelen protagonizar la derrota.

Yo solo soy el enviado… ¡Raico Santos merece un ascenso en nuestro Top-16 de proyecciones de los jardineros para el 2018! Se lo ha ganado con tremendo sacrificio. No solo por estar golpeando .317/.450/.431 en 256 PA’s de su primera temporada como regular del jardín izquierdo. Su entrega al equipo ha sido vital, jugando en la Serie Nacional categoría Sub-23 y, hasta este instante, en 56 de los 57 partidos con los Alazanes de Granma. Su valor no solo lo muestran los numeritos: Él es un jugador pequeño, pero de mucho coraje. Ha sido capaz de asumir la responsabilidad del primero o segundo turno, y retar a cualquier lanzador, incluso a las bolas rápidas pegadas que disparó Yosimar Cousín en la noche de este jueves. 

Después de roletear a segunda en su primer turno, Raico botó la pelota de línea halando una bola rápida pegada, para el tercer cuadrangular del año. Su alcance en el left field se va por encima de la media fácilmente, aunque la potencia de su brazo no es realmente poderosa. Puede correr, tiene nueve robos de bases y, a sus 23 años, 44 bases por bolas y .355 BABIP muestran una disciplina en home bastante educada. 

Lo que viene… Los Vegueros recibirán a los Cocodrilos de Matanzas en casa, una serie que favorece a los visitantes por 31-30 desde 2012. ¿Seguirán ganando los Vegueros?... O Matanzas saca provecho de sus primeras seis series particulares cerca de casa.

 
Campeón vuelve a caer, dos nocaos en la tarde
Campeón en deuda ofensiva, cae nuevamente ante La Isla
Campeón triunfa y evita una vez más barrida
Pinar en busca de la reacción
Cocodrilos blanquean a Cazadores
Resurgen los campeones

ver más

¡Aquí vienen los Cazadores!

ver más