Postemporada'2018: ¿Qué esperas del Juego 7?: Esto es lo que necesitas saber…

¡Tenemos un Juego 7 entre Industriales y Las Tunas! Y con él, mucho más drama y emoción para este miércoles en los playoffs de la 57 Serie Nacional del béisbol cubano. 

La noche del martes fue una locura y hubo contrastes de todo tipo, desde una (obvia) interferencia defensiva que llevó casi diez minutos para su aclaración (Yolbert Sánchez se deslizó en segunda y evitó el tiro a primera de Alexander Ayala); un jonrón que apagó momentáneamente los corazones amantes al equipo de casa (El emergente Eriel Sánchez vs Vladimir Baños); hasta otro rally salvaje de los Leñadores, quienes anotaron cuatro carreras en el final del octavo para dictar sentencia por 6-3 en el estadio Julio Antonio Mella.

Este no será el más perfecto enfrentamiento en 32 años de postemporada, pero no cabe duda que las provincias de La Habana y Las Tunas se han paralizado para esperar lo mejor de su equipo de béisbol camino a la final. Del Juego 7 saldrá el rival de los Alazanes de Granma, quienes están esperando en casa desde el pasado jueves 11.

En la historia de las semifinales tenemos 14 recuerdos de un séptimo desafío, viendo a Pinar del Río a la cabeza con ese brillante récord de (5-1) el día decisivo. Seguramente tienes varias preguntas para esta noche: ¿Qué sucederá?... ¿Quién será el héroe del partido?... ¿Qué historias esperar en un Juego 7?... ¿Cuál será la mejor estrategia?

Como no tenemos un exacto guión a seguir, tratándose del día decisivo, donde se rompen todo tipo de esquemas y tendencias, he aquí lo más interesante del Juego 7 en la historia de las SEMIFINALES y todo lo que no puedes dejar de mirar en la noche de este miércoles:

Una joya de pitcheo en un Juego 7 de semifinal

2014, Erlis Casanova vs Industriales: En el 71% de las 14 decisiones que tenemos del Juego 7, el ganador ha anotado al menos seis carreras, y la joya de pitcheo de Erlis Casanova fue la única entrega donde un abridor ganó las restantes victorias con tres o menos anotaciones de apoyo. Ese 5 de abril de 2014 fue una tarde de pitcheo, con Casanova eliminando los primeros seis innings sin carreras ni boletos, con tres strikeouts. Del otro lado, Vicyohandri Odelín también cubría la ruta por seis capítulos, permitiendo un jonrón solitario a Williams Saavedra en el cuarto capítulo y un lineazo de hit al left field de David Castillo después de un out, para el 2-0 en el lucky seven. Los Azules intentaron igualar el pizarrón en el noveno, con sencillo de Rudy Reyes, que cerró el juego 2-1. Sin embargo, Yasmany Tomás, Yohandry Urgellés y Rayko Olivares fallaron en fila, este último con una furiosa línea al guante de Andrés Quiala en el jardín izquierdo.

¿Quién podría sorprender esta vez?: Freddy Asiel Álvarez. Su mala suerte ha sido demasiado real para ser de nuevo la protagonista de una apertura impecable camino al éxito en un Juego 7. ¡Tiene que llegar el gran partido de Freddy Asiel! Su experiencia indica que supera a su rival, pues Yoalkis Cruz se ha visto totalmente distante del más mínimo dominio de un lanzador. ¿Tienen otro candidato para una gran victoria como abridor o al menos una salida de calidad a la altura de un as de rotación? Usualmente, eso ha sido bastante difícil de ver en un juego decisivo. Mi ejemplo favorito está en Antonio Romero de Industriales, quien venció en un relevo fabuloso a los Cocodrilos de Matanzas en 2012.

Jonrón más grande en un Juego 7 de semifinal

2016, Yosvany Alarcón vs Alexander Rodríguez: Con el partido 2-2, el duelo se dio iniciando el noveno capítulo en el estadio Victoria de Girón. Alarcón, que suele ser poco paciente en el home plate, atrapó una curva (El cátcher Ariel Martínez estaba pidiendo ese pitcheo bien abajo y afuera) de Alexander Rodríguez en cuenta de 0-1. El cerrador de los Cocodrilos falló la colocación y entonces Alarcón pescó una bola a apenas 80 millas para subirla al techo del estadio por todo el left field. Pinar del Río clasificó a la final con la victoria 3-2 en ese desafío.

¿Quién podría sorprender esta vez?: Hay seis hombres –contando ambos equipos— que tienen todo para alcanzar ese jonrón sensacional del Juego 7, con más probabilidades que todos los demás jugadores. Ellos serían: Por Las Tunas, Yosvany Alarcón (quien ya tiene antecedente), Danel Castro y Rafael Viñales. Mientras, por los Azules serían Alexander Malleta, Yordanis Samón o Eriel Sánchez, quien es posible que vuelva a estar reservado como emergente por Víctor Mesa.

Aunque, al final, si de béisbol se trata, por supuesto que puede aparecer un héroe inesperado como el pinareño Jorge Padrón en la semifinal de 2007 vs Sancti Spíritus. El inicialista de los “pativerdes” había golpeado solo siete jonrones en 1252 bolas puestas en juego durante toda su carrera desde 2004, pero consiguió botar la pelota en un desafío donde Pinar del Río aventajó por 7-6 a Sancti Spíritus en 10 entradas.

El rally más increíble en un Juego 7 de semifinal

2013, Matanzas vs Sancti Spíritus: Ganando 5-0 y solo a seis outs de llegar a su primera final después de 2002, los Gallos de Sancti Spíritus pasaron su peor inning (y quizás el de la historia de la postemporada) en mucho tiempo: Admitieron 10 carreras de Matanzas en el octavo episodio, con nueve hits y tres extra bases, dos dobles de Lázaro Herrera y José Miguel Fernández, respectivamente, y un triple de Yurisbel Gracial. Fue un rally bestial y un final bastante triste para la fanaticada espirituana ese 8 de junio de 2013 en el estadio José Antonio Huelga.

¿Quién podría sorprender esta vez?: Solo de dos maneras: O Industriales remata contra el pitcheo de bullpen de Las Tunas, como lo hizo estallar en el Juego 2… O entonces la oportunidad de los tuneros podría estar cerca para volver a aturdir a los lanzadores relevistas de Industriales. Ciertamente, en juegos de tanta presión, los rallys son provocados por errores, que nacen de la desconcentración y el desenfoque. Veremos qué pasa esta vez y quién nos sorprende…

¡Walk-Off en un Juego 7 de semifinal!

2009, Habana vs Pinar del Río: Fue un duelo sensacional por más de dos tercios entre Yosvany Torres (forjando una heroica carrera como lanzador en juegos de postemporada) y Yadiel Pedroso (mostrando su talento para asumir cualquier juego de presión) en la noche del 25 de mayo de 2009 en el estadio Nelson Fernández. La pizarra estaba 2-2 cuando los Vegueros se fueron retirados por José Ángel García y una brillante jugada de doble play 6-4-3, Rolando Méndez-Ernesto Molinet-Roberto Zulueta. El zurdo pinareño Raudel Lazo inició el noveno capítulo, tras dominar a Ruby Silva en el octavo con un rodado a segunda, resolviendo la situación con par de corredores a bordo. 

Es posible que usted quizás no recuerde este juego por un hit de José Ángel García frente al relevista Michel Martínez Pozo en ese octavo capítulo, pero de seguro revivirá la increíble decisión del partido: En el final del noveno, Denis Laza (novato en aquel entonces) tomó un boleto y ancló en tercera por un hit de línea al right field de Ernesto Molinet. En esa situación, el manager Luis Giraldo Casanova ordenó un boleto intencional al cuarto bate Rafael Orta, buscando el out por cualquier almohadilla, preferiblemente en home. Pero, acto seguido, el cátcher William Otaño perdió un pitcheo de Lazo y le abrió las puertas del plato a Laza con la carrera de la victoria.

¿Quién podría sorprender esta vez?: Obviamente, la única manera en que un Walk-Off podría darse en el béisbol sería para el home club. Y en 14 decisiones en la historia del Juego 7 de la semifinal tenemos solo uno. No obstante, con lo que hemos visto en esta postemporada, los rallys de Las Tunas se han hecho frecuentes con su energía para resolver déficit ante el frágil pitcheo de bullpen de Industriales.

El error defensivo inesperado…

2008, Pinar del Río vs Sancti Spíritus: Todavía el recuerdo de la decisión de la 47 Serie Nacional puede estar fresco en muchas memorias… Yulieski Gurriel se instaló en el plato del estadio José Antonio Huelga con su equipo a un out de la eliminación, perdiendo por 6-4 en el noveno inning. Gurriel tenía 2-for-4 en el partido, con un doble, jonrón y dos empujadas como tercer madero. Pero tenía que enfrentarse a Rogelio García Jr. para salvar a su equipo en ese momento. Fue un gran turno para Yuli Gurriel, de los mejores en su historia jugando playoffs: Aunque bateó un rodado a segunda que parecía el out 27, la pelota se levantó y fue a parar al center-right, permitiéndole alcanzar dos bases y empatar el choque 6-6. 

Aquel batazo, que dejó frustrado al intermedista pinareño Rafael Valdés Casola, pudo haber calificado entre los más increíbles para dar un paso importante en la victoria del Juego 7. Pero, un inning después, en el décimo, Yuli Gurriel tuvo que pasar a cubrir el campo corto por los ajustes de los emergentes en el noveno episodio, y en una jugada de doble play enterró la pelota al disparar a la inicial. Donal Duarte, que abrió el inning con sencillo al left, anotó la carrera que dio el éxito 7-6 y envió a los “pativerdes” hasta la final. Yuli Gurriel pasó de posible héroe a villano, y el béisbol demostró de nuevo que es un juego imposible de predecir.

Si todas estas historias te han corroborado eso, vive el Juego 7 con nosotros y recuerda, aunque pierda tu equipo, ¡gana el béisbol!

No hay perfectos ni imperfectos guiones del Juegos 7, todos son especiales si, al final, nos traen las emociones de alguna manera y nos hacen estar pendientes hasta el último out.

 

 
Cinco elencos mantuvieron su invicto este martes
Leñadores tuneros: primera noticia en la 54 SN
Cocodrilos blanquean a Cazadores
Fumigaron el tabaco
Yulieski regresa, su hermano decide
La Serie para, pero el béisbol sigue
Anaheim se hace del cubano Roberto Baldoquín
Yoalkis Cruz, 100 victorias
55 SN: En la tarde...dos resultados

ver más

ver más