• Yirsandy Rodríguez

Adolis García: Capítulo XII

La baja en el rendimiento es razonable.


Después de ganarse la titularidad con una sorprendente actuación a inicios de abril, Adolis García se enfrentaba por primera vez en su carrera de Grandes Ligas al desafío de asumir responsabilidades a diario en el lineup de los Rangers de Texas.


Aunque los retos parecían insuperables, el centerfielder cubano natural de Ciego de Ávila demostró su capacidad y talento. Completó una primera mitad de temporada arrolladora que le valió para ganarse un puesto en el All-Star Game. Desde que comenzó la segunda mitad de la campaña, el impacto de Adolis ha decaído, pero aun así el ritmo de su swing podría impulsarlo para romper récords de la franquicia.


La señal más reciente de esas proyecciones fue el jonrón de Adolis este domingo ante los A’s, subiendo una curveball de Sean Manaea a 414-ft por el left field de Globe Life Field. Tras golpear ese 26to jonrón a 107.3 mph, “El Bombi” no sólo se reafirmó como el líder entre los bateadores cubanos en esta temporada: ¡También empató a Mark Teixeira, quien desde 2003 era dueño de la segunda marca en jonrones para novatos de los Rangers!




Con 39 partidos por delante en el calendario, Adolis García está a sólo cuatro bambinazos y 18 RBIs de igualar a Pete Incaviglia, quien rubricó los actuales récords de 30 jonrones y 88 RBIs para novatos de los Rangers de Texas. Incluyendo el jonrón de este domingo en el éxito de los Rangers por 7-4 sobre los A’s, Adolis ha bateado sólo cuatro vuelacercas en sus últimas 104 apariciones en home.


Ese ritmo ofrece una frecuencia de 26.0 HR/PA (jonrón por cada aparición al plato), menos eficiente que el 15.1 y 17.3 registrado por “El Bombi” en la primera mitad de la temporada y el valor que proyecta de manera general, respectivamente. Algo interesante que no deberíamos obviar aquí, es el poder demostrado por Adolis incluso mientras ha atravesado por sus peores slumps este año. Y eso podemos analizarlo a través de dos muestras interesantes:


Primera mitad de la temporada (1/4/2021 al 11/7/2021)—

333 PAs: .270/.312/.527/.840, 22 HR, 62 RBIs

.160 ISO, 9.0 X%, 31.0 SO% y 6.0 BB%


Segunda mitad de la temporada (16/7/2021 al *14/8/2021*)—

100 PAs: .170/.220/.330/.550, 3 HR, 7 RBIs

.257 ISO, 10.2 X%, 30.6 SO% y 4.8 BB%


¡Las diferencias en las líneas ofensivas lucen abrumadoras! Han sido .100 puntos menos en su promedio de bateo y prácticamente en el OBP (.098), cerca de .200 en slugging (.198) y .300 en OPS (.290).


De acuerdo, suena como si el Adolis que disfrutamos ganando espacio en las conversaciones sobre el posible Novato del Año de la Liga Americana haya involucionado a su peor versión. Sin embargo, aunque los promedios muestran evidencias de su total regresión, las tasas que exhiben el poder de Adolis cuando golpea la pelota no tienen las mismas diferencias.


Su Poder Aislado (ISO) ha sido .087 puntos menor, pero el porcentaje de extra bases descendió sólo 1.2%, al igual que el de boletos, mientras los ponches han bajado 0.4%. O sea que, básicamente cuando “El Bombi” pone la bola en juego, parte de sus métricas de poder se mantienen equilibradas. Esos resultados nos conducen una vez más hacia el principal problema de Adolis en el plato: Su agresividad y sus altas tasas de swing sin contacto que al final derivan en strikeouts.


Quizás sus extra bases en al menos cinco de los últimos ocho juegos sea una señal de reajuste—en sus anteriores 20 partidos bateó sólo seis—. De hecho, mientras “El Bombi” disfrutó sus mejores momentos en el plato esta temporada, los ponches permanecieron, pero las mejorías en la frecuencia de contacto ayudaron a que su producción de poder aumentara.


Como escribí al inicio del breakout de Adolis, no sé cuántos capítulos analizaremos aquí, pero definitivamente la clave para que alcance o supere a Incaviglia seguirá siendo el persistente trabajo en su enfoque ofensivo.


Entre 100 bateadores calificados antes de los juegos de este domingo, Adolis registraba la segunda peor tasa de Swing-Strikes (17.5), la cuarta en porcentaje de contacto (Contact: 67.6%) y la sexta en swings a lanzamientos fuera de la zona de strike (O-Swing: 39.9%).


Si “El Bombi” logra ajustar su principal herramienta de ataque, elige mejores pitcheos y aumenta el contacto, probablemente pueda destrozar los récords de Incaviglia con otra de sus rachas sorprendentes.


(Foto: Adolis García/GettyImages)

335 vistas0 comentarios

NOTICIAS