• Yirsandy Rodríguez

Serie Mundial 2021: Gran noche ofensiva de Yuli Gurriel ayudó a mantener con vida a los Astros



Parte del cambio funcionó a la perfección.


El manager de los Astros de Houston, Dusty Baker, buscó cambios que le ofrecieran más producción en su lineup para el Juego 5 de la Serie Mundial, con los Bravos a una victoria de ganar el título.


Baker, en su partido número 83 como manager en playoffs durante su carrera de 24 temporadas, colocó de tercer bate al torpedero Carlos Correa, movió a Alex Bregman al séptimo turno, y subió a Yuli Gurriel al quinto, como lo utilizó en 41 (53.9%) de los 76 juegos en que Yordan Álvarez alineó de cuarto bate. ¿Cuál fue el resultado final? Los Astros embasaron a 18 corredores, batearon 12 hits—tres de ellos dobles—y vencieron por 9-5 este domingo a los Bravos de Atlanta en el Juego 5 de la Serie Mundial.


¡Habrá Juego 6!


Los Astros se apoyaron en el eficiente trabajo ofensivo de tres bateadores fundamentales: Carlos Correa (5-3, 2-RBIs), Yuli Gurriel (5-3, 2-R, RBI) y Martín Maldonado (3-1, 3 RBIs), quienes encabezaron tres rallys decisivos. Los dos primeros fueron con par de carreras, en el segundo y tercer capítulos, respectivamente. Y, dos entradas después, un remate de tres rayitas en el inicio del quinto, cuando se fueron delante, 7-5, con un sencillo remolcador del emergente Marwin González.


Según Elias Sports Bureau, los Astros se convirtieron en el cuarto equipo en la historia de la Serie Mundial en ganar un juego de eliminación después de estar debajo por cuatro o más carreras.


Tras pulverizar el déficit de 4-0 producido por un Grand Slam de Adam Duvall, los Astros se unieron a:

1) Los Angelinos de Anaheim de 2002, quienes estaban detrás por cinco carreras contra los Gigantes de San Francisco en el Juego 6.

2) Los Piratas de Pittsburgh de 1925, que estaban cuatro carreras detrás de los Senadores de Washington en el Juego 7.

3) Y los Medias Blancas de Chicago de 1919, que también tenían cuatro carreras de desventaja ante los Rojos de Cincinnati en el Juego 6.


Gran noche ofensiva de Yuli Gurriel


Yuli Gurriel cerró una gran noche ofensiva, convirtiéndose en el sexto bateador cubano de todos los tiempos que logra registrar al menos tres hits en un juego de Serie Mundial.



El hito lo habían conseguido antes Bert Campaneris (en par de ocasiones), Tany Perez, José Canseco, Yordan Álvarez y Randy Arozarena:



Después de recibir un primer cero del abridor zurdo de los Bravos, Tucker Davidson, Yuli Gurriel abrió el ataque por los Astros en el segundo inning, golpeando un misil de 94.4 mph de línea hacia el jardín central. Luego llegó a segunda por boleto a Kyle Tucker y anotó con doble de Alex Bregman la primera carrera de los Astros, quienes enfrentaron un partido de vida o muerte este domingo en Truist Park.


En sus siguientes turnos, Yuli, que ha registrado la tercera tasa de strikeouts más baja (15.5%) entre 35 bateadores calificados con al menos 25 visitas al plato en estos playoffs, conectó un rodado al short que remolcó la carrera del empate en el tercer inning, 4-4.


Durante sus últimas tres apariciones en la caja de bateo solo falló una vez, ponchándose ante el zurdo Drew Smyly en el inicio del séptimo, pero en sus otras oportunidades sacudió par de sencillos al centro del campo.



Se agudiza el “slump” de Yordan Álvarez


A diferencia del fino trabajo ofensivo de Yuli Gurriel, produciendo una velocidad de salida de 95.3 mph con sus cuatro conexiones de la noche, su compatriota Yordan Álvarez terminó con una jornada para el olvido.


Mientras a Yuli Gurriel le lanzaron bolas rápidas en el 58.8% de los 17 pitcheos que vio, los lanzadores de Atlanta tenían un plan especial para desafiar a Yordan Álvarez: Una artillería de cutters y curveballs, mezclados con rectas en comandos lejanos y cambios de velocidad que consiguieron abrumarlo.


Yordan Álvarez cayó una y otra vez en la trampa.




De 10 swings, falló seis, y cinco de ellos contra la fórmula de “cutter-curveball”, terminando de 4-2 (50%) y 3-3 (100%) en la correlación de swings y fallos, respectivamente. Haciendo una rápida investigación, la gran velocidad con que le han lanzado a Yordan Álvarez durante esta postemporada no es nada nuevo:



Como se puede apreciar aquí, antes del Juego 5 de esta Serie Mundial, Yordan era el tercer bateador que más alta velocidad en general había recibido, un promedio de 91.2 mph. Esa estadística de Baseball Savant incluye todos los pitcheos, pero el gran mensaje aquí, es que Yordan ha sido el sexto de la lista en cuanto al promedio de Spin Rate (Rotación de los pitcheos) proyectado por sus rivales.


O sea que, a pesar de ser atacado habitualmente con lanzamientos de alta velocidad, la oposición no ha sido tan fina en cuanto a la “rotación” de la pelota contra Yordan—se mide en revoluciones por minuto—. Y en ese sentido, obviamente, han trabajado los lanzadores de los Bravos: A altas velocidades, pero mezclando con fría sutileza más pitcheos que roten hacia comandos difíciles de golpear en conteos favorables, como el cutter y la curveball junto al cambio de velocidad.


Tras irse de 5-0 con par de strikeouts, ahora el MVP de la ALCS está bateando sólo .063/.318/.188, con seis ponches y un solo hit (triple) en 16 veces al bate.


El único bateador cubano que se había ido de 5-0 con al menos dos ponches en un juego de Serie Mundial, había sido Bert Campaneris durante una derrota 5-4 de los Atléticos ante los Reds en el Juego 5 de 1972.


Por los Bravos, el cubano Jorge Soler siguió pegándole fuerte a la pelota, pero se fue de 5-1 con un ponche, precisamente el que cedió el out final del juego.


¿Los Astros pueden remontar?


De cara al Juego 6 el próximo martes en el Minute Maid Park de Houston, esto es lo que deberías saber:


Resultados del Juego 5

• Los Astros ahora tienen un récord de 3-0 en el Juego 5 de la Serie Mundial (2019: vs. Nacionales de Washington; 2017: vs. Los Ángeles Dodgers). En esta postemporada, exhiben marca de 2-0 en el Juego 5, tras derrotar anteriormente a los Medias Rojas de Boston en la Serie de Campeonato de la Liga Americana.

• Los Bravos ahora tienen un récord de 4-4 en el Juego 5 de la Serie Mundial (1999: vs. New York Yankees; 1996: vs. New York Yankees; 1995: vs. Indios de Cleveland; 1992: vs. Toronto Blue Jays; 1991: vs. Mellizos de Minnesota; 1958: vs. Yankees de Nueva York; 1957: vs. Yankees de Nueva York; 1948: vs. Indios de Cleveland), de acuerdo con los genios de STATS by STAT.


Braves en 3-2

• Los Bravos se encuentran liderando una Serie Mundial 3-2 por quinta vez en la historia de la franquicia. Buscarán repetir sus esfuerzos de 1995 cuando derrotaron a los Indios de Cleveland en seis juegos, al igual que en 1957, cuando vencieron a los Yankees de Nueva York en siete partidos. Los Braves perdieron ante los Mellizos de Minnesota en siete juegos en 1991, y frente a los Yankees en siete juegos en 1958.


Astros con 2-3

• Los Astros se encuentran abajo 2-3 en una Serie Mundial por primera vez en la historia de la franquicia.


¿Qué sucederá el martes? Por suerte, ¡habrá otra noche más de béisbol!


(Foto: Yuli Gurriel, bateando en el Juego 5 de la Serie Mundial/Astros de Houston)