top of page

1020 elementos encontrados para ""

  • 63 Serie Nacional de Béisbol a la vista. Se inaugura el venidero 9 de marzo

    Las nóminas de los 16 elencos en competencia comenzarán a conocerse desde el 23 de febrero La edición 63 de las Series Nacionales de Béisbol (SNB) de Cuba aparece ya en su recta final de preparación, en lo que con su inicio consolidaría el actual cambio en el calendario de las competiciones cubanas iniciado el pasado año. Por segunda vez en su historia, y ambas en los últimos dos años, el popular torneo dará inicio en un mes de marzo. La versión 62 de la Serie Nacional dio inicio en la fecha más adentrada para un inicio de año, cuando se puso en marcha el pasado 29 de marzo de 2023. Nunca un torneo nacional de la isla había iniciado su campeonato de forma tan tardía para el inicio de un año. Esta vez, y en aras de continuar ajustando el calendario competitivo con además la celebración del bien necesario torneo Élite, tras concluir la temporada nacional, la 63 SNB se pondrá en marcha el venidero 9 de marzo desde el estadio Julio Antonio Mella de Las Tunas, sede de los actuales titulares nacionales. En la larga historia de estos torneos, solamente en 12 ocasiones el máximo evento nacional se ha iniciado en los primeros tres meses de un año. Esto corresponde a las cuatro versiones iniciales del mismo, entre 1962 y 1966, nuevamente en otro período de cuatro torneos consecutivos, entre la 10ma y la 13ra SNB, con el inicio de la 10ma edición un domingo 10 de enero de 1971 y hasta el 5 de mayo de 1974, con la culminación de la 13ra Serie Nacional. Antes de la pasada temporada, las otras tres ocasiones en donde el torneo fue iniciado en los tres primeros meses del año fue durante la 15 SNB, en 1976, en el recordado torneo de la 41 SNB en 2002 ganado por Holguín, y en la 61 SNB en 2022. Como es de esperar, todos estos torneos fueron celebrados en un mismo año, rompiendo con una tradición que databa de la etapa profesional jugada hasta 1961 y en donde desde la temporada 1918-1919 todos los campeonatos excepto el de 1921, se iniciaban dentro de los últimos tres meses del año y terminaban en los primeros del siguiente. Esta estructura, a medida que el torneo nacional cubano fue creciendo, tanto en elencos como jugadores, fue adoptada para la mayoría de los torneos nacionales cubanos después de 1962, haciéndose eco de un verdadero torneo invernal en la isla. La edición 63 regresa con nuevamente no cambios en cuanto a estructura con respecto a la más reciente edición. Forma de competición de la 63 Serie Nacional 16 elencos (Vegueros de Pinar del Río, Cazadores de Artemisa, Industriales de La Habana, Huracanes de Mayabeque, Piratas de Isla de la Juventud, Cocodrilos de Matanzas, Elefantes de Cienfuegos, Naranjas de Villa Clara, Gallos de Sancti Spíritus, Tigres de Ciego de Ávila, Toros de Camagüey, Leñadores de Las Tunas, Alazanes de Granma, Perros de Holguín, Avispas de Santiago de Cuba e Indios de Guantánamo) 75 juegos por elenco Jugarán un calendario de Round Robin o todos contra todos a dos vueltas, enfrentando a cada elenco rival un total de cinco veces Avanzan los 8 primeros elencos en la tabla de posiciones a la postemporada 2024 Durante la ronda de postemporada o play off, los 6 mejores equipos clasificarán para la III edición de la Liga Élite del Béisbol Cubano (LEBC) Play Off de Cuartos de Final, Semifinal y Final serán jugados por el formato 2-3-2, al mejor en siete choques Los Leñadores de Las Tunas aparecen como los campeones defensores. Durante la 62 Serie Nacional los tuneros avanzaron a la postemporada ganando la etapa clasificatoria con balance de 45-29 (.608). Camino al título los Leñadores dispusieron 4-0 de Ciego de Ávila en 4tos de Final, 4-2 de Matanzas en semifinales y nuevamente por barrida, 4-0 sobre Industriales en la final. Fue este el segundo título de Las Tunas en Series Nacionales, tras el triunfo obtenido en la 59 SNB (2019-20), y el primero para el director Abeisy Pantoja, debutante en el torneo. Posiciones finales de la 62 SNB 2023 1.    Las Tunas 2.    Industriales 3.    Santiago de Cuba 4.    Matanzas 5.    Artemisa 6.    Sancti Spíritus 7.    Camagüey 8.    Ciego de Ávila 9.    Mayabeque 10.  Villa Clara 11.  Holguín 12.  Granma 13.  Isla de la Juventud 14.  Pinar del Río 15.  Cienfuegos 16.  Guantánamo Premios de la 62 SNB 2023 Jugador Más Valioso: Osday Silva, Santiago de Cuba Novato del Año: Rafael Perdomo, Industriales Mejor Lanzador Derecho: Erlis Casanova, Pinar del Río Mejor Lanzador Zurdo: Geonel Gutiérrez, Artemisa Mejor Relevista: Yanielquis Duardo, Sancti Spiritus Bates de Plata/62 SNB 2023 C: Osvaldo Vázquez, Ciego de Ávila 1B: Osday Silva, Santiago de Cuba 2B: Aníbal Medina, Matanzas 3B: Dayán García, Artemisa SS: Andrés de la Cruz, Guantánamo OF: Luis A. González, Camagüey OF: Denis Laza, Mayabeque OF: Héctor Castillo, Las Tunas Bateador Designado: Frederich Cepeda, Sancti Spíritus Utility: Rodolexis Moreno, Sancti Spíritus Guantes de Oro/62 SNB 2023 C: Nelson Batista, Holguín 1B: Yasniel González, Mayabeque 2B: Juan M. Martínez, Mayabeque 3B: Alexander Ayala, Camagüey SS: Yulián Milán, Granma OF: Yosniel Pérez, Cienfuegos OF: Alberto Calderón, Industriales OF: Luis A. González, Camagüey Líderes de la 62 SNB 2023 Bateo AVE: Héctor L. Castillo, Ltu - .404 (213-86) C: Aníbal Medina, Mtz - 67 H: Yordanys Alarcón, Ltu - 106 2B: Yordanis Samón, Cmg - 24 3B: Dainiel López, Art/Luis A. González, Cmg - 7 HR: Osday Silva, Scu - 18 CI: Osday Silva, Scu - 80 SLG: Dayán García, Art - .627 BR: Alexquemer Sánchez, Gra - 19 CR: Eliseo Rojas, Ijv - 10 BB: Frederich Cepeda, Ssp - 93 DB: Ernesto Torres, Hol - 23 SO: Ariel Pestano Jr., Vcl - 67 Pitcheo PCL: Erlys Casanova, Pri - 2.05 (88.0-20) GAN: Islay S. Sotolongo, Cfg - 10 SO: Geonel Gutiérrez, Art - 86 IP: Dariel Góngora, Cmg - 107.0 PER: Javier A. Iglesias, Gtm - 10 PRO-G/P: Alberto Bisset, Scu .778 (7-2) L: Yunieski García, Art - 3 JL: Yanielquis Duardo, Ssp - 33 JI: Luis A. Marrero, Cav/Marcos Ortega, Ind/Mario A. Valle, Pri - 17 JS: Yanielquis Duardo, Ssp - 16 BB: Naykel Y. Cruz, Mtz - 58 En la historia de las Series Nacionales, el elenco Industriales resulta el máximo ganador con 12 títulos, con su última coronación durante la temporada 2009-10, 49 SNB, bajo el mando del mítico ex torpedero azul Germán Mesa. Elencos multicampeones del tradicional torneo cubano Industriales 12 (2 SNB 1963, 3 SNB 1964, 4 SNB 1965, 5 SNB 1966, 12 SNB 1973, 25 SNB 1985-86, 31 SNB 1991-92, 35 SNB 1995-96, 42 SNB 2002-03, 43 SNB 2003-04, 45 SNB 2005-06, 49 SNB 2009-10) Santiago de Cuba 8 (19 SNB 1979-80, 28 SNB 1989-90, 38 SNB 1998-99, 39 SNB 1999-2000, 40 SNB 2000-01, 44 SNB 2004-05, 46 SNB 2006-07, 47 SNB 2007-08) Vegueros 6 (*) (17 SNB 1977-78, 20 SNB 1980-81, 21 SNB 1981-82, 24 SNB 1984-85, 26 SNB 1986-87, 27 SNB 1987-88) Villa Clara 5 (22 SNB 1982-83, 32 SNB 1992-93, 33 SNB 1993-94, 34 SNB 1994-95, 52 SNB 2012-13) Pinar del Río 4 (36 SNB 1996-97, 37 SNB 1997-98, 50 SNB 2010-11, 53 SNB 2013-14) Granma 4 (56 SNB 2016-17, 57 SNB 2017-18, 60 SNB 2020-21, 61 SNB 2021-22) Ciego de Ávila 3 (51 SNB 2011-12, 54 SNB 2014-15, 55 SNB 2015-16) Henequeneros 3 (*) (9 SNB 1969-70, 29 SNB 1989-90, 30 SNB 1990-91) Azucareros 3 (*) (8 SNB 1968-69, 10 SNB 1971, 11 SNB 1972) Las Tunas 2 (58 SNB 2018-19, 62 SNB 2023) Habana 2 (*) (1968, 1974) Citricultores 2 (*) (1977, 1984) (*) Inactivos en los torneos cubanos

  • Serie del Caribe 2024 | Tres cubanos ganan el título con los Tiburones de La Guaira

    Se terminó la espera de 14 años sin títulos: ¡Los Tiburones de La Guaira son los nuevos campeones de la Serie del Caribe de Béisbol! Apoyados en otra joya del pitcheo, encabezada por el abridor Ricardo Pinto, los Tiburones de La Guaira, representantes de Venezuela, vencieron este viernes por blanqueada de 3-0 a los Tigres del Licey de República Dominicana en la final del clásico caribeño. Como se esperaba, hubo seis peloteros cubanos presentes en la discusión del título, tres por ambos equipos: Yasiel Puig (jardinero izquierdo), Miguel Romero (Lanzador abridor) y el zurdo Ariel Miranda (Lanzador relevista) con Venezuela, y Yadiel Hernández (jardinero izquierdo), el legendario zurdo de 46 años, Raúl Valdés (Lanzador abridor), y Jorge Alberto Martínez (Lanzador abridor y relevista) por República Dominicana. Sin embargo, los únicos que vieron acción como titulares ante los 36, 677 fanáticos en LoanDepot Park fueron Yasiel Puig —pieza clave de los campeones— y Yadiel Hernández. Puig fue colocado nuevamente como quinto bate en la alineación venezolana y su contribución fue clave: en la primera entrada, realizó una oportuna atrapada que convirtió en out una línea potente al left de Dawel Lugo. De haber picado la pelota, había altas probabilidades de que Robinson Canó anotara desde la intermedia con dos outs. En el final del cuarto capítulo, Puig volvió a la carga y se embasó por sencillo al center contra el as de los Tigres, el derecho César Valdéz. Al instalarse en la inicial, el “Caballo Salvaje” se resintió su lesión y debió abandonar el partido. El manager de los Tiburones, Ozzie Guillén, salió rápidamente a hablar con Puig y lo sustituyó para evitar males mayores. Sin outs, la entrada del corredor emergente Odubel Herrera fue decisiva para la novena venezolana, que anotó la primera carrera gracias a un elevado de sacrificio de Alcides Escobar. Un inning más tarde, los Tiburones anotaron par de carreras que resultaron cruciales para dar ventaja por 3-0 al bullpen, y la ofensiva del Licey no reaccionó. Los brazos de Jorgan Cavanerio, Silvino Bracho, Anthony Vizcaya y Arnaldo Hernández se combinaron para permitir solo dos hits y ponchar a cinco mientras colgaban cuatro ceros consecutivos. La ofensiva dominicana conectó solo seis imparables en el partido, y la mitad de ellos fueron producidos por el swing de Robinson Canó. El cubano Yadiel Hernández se fue de 4-0 y recibió tres de los 11 ponches que propinó el pitcheo venezolano. Junto a Puig, Miguel Romero y Ariel Miranda también se sumaron a la celebración como nuevos campeones de la 66ma Serie del Caribe de Béisbol, Miami 2024, tras contribuir a la primera corona en la historia de los Tiburones de La Guaira. Con el título, Venezuela igualó a Cuba luciendo ocho cetros en los clásicos caribeños, detrás de México (9), Puerto Rico (16) y República Dominicana (22), líder en todos los tiempos.

  • Serie del Caribe 2024 | Miguel Romero, clave en el pase a la final de Venezuela

    En el juego decisivo buscando un boleto para discutir el título, el cubano Miguel Romero cumplió con otra apertura exitosa. En otro juego de “vida o muerte”, el diestro cubano Miguel Romero subió al montículo y volvió a encabezar el éxito de los Tiburones de la Guaira bajo presión: lanzó una apertura de 5 1/3 entradas, la ofensiva produjo en momentos claves y Venezuela venció por 6-2 a Curazao este jueves en la Semifinal de la Serie del Caribe de Béisbol, Miami 2024. Con el éxito, los Tiburones de La Guaira discutirán el título del clásico caribeño al enfrentar a los Tigres del Licey de República Dominicana este viernes en el LoanDepot Park. El gran día había llegado. Inspirados en que nuevamente la ofensiva apoyaría el excepcional trabajo monticular, los Tiburones de la Guaira remontaron una desventaja de 2-0 en el final de la cuarta entrada. Un boleto del zurdo Nelmerson Xavier Angela fue clave ante el cubano Yasiel Puig (3-0), quien se embasó con dos outs. Y, acto seguido, el oportuno Ramón Flores conectó un cañonazo que timbró la primera rayita para Venezuela. El diestro Kevin Kelly sustituyó a Angela, y Luis Torrens lo recibió conectando un indiscutible que puso delante 3-2 a los Tiburones. Los Soles no pudieron tomar la delantera en el resto del juego. Durante el principio del quinto, Miguel Romero colgó el cero que abrió una cadena de capítulos sin anotaciones guiados por el bullpen durante los últimos cuatro actos. En el inicio del sexto, Curazao desaprovechó la última oportunidad de acercarse en el marcador, y luego los Tiburones remataron con otro rally de tres carreras durante la parte baja del episodio. Acertadamente, el manager venezolano, Ozzie Guillén, extrajo del montículo a Romero tras admitir un sencillo de Jonathan Schoop. El diestro Jorgan Cavanerio controló la situación, retirando a Hendrik Clementina, quien bateó un elevado al jardín central con par de corredores en bases. Al final, Romero volvió a cumplir con las expectativas como uno de los ases de la rotación venezolana: tiró 5 1/3 innings, admitió seis hits, ponchó a dos rivales y concedió la misma cifra de boletos. Con la clasificación de Venezuela a la final, buscando su primer título en Series del Caribe desde Mexicali 2009—cetro que consiguieron los Tigres de Aragua—, habrá seis peloteros cubanos en la final de esta 66ta edición de la Serie del Caribe. Sin embargo, se espera que solo puedan ver acción los bateadores, ambos como titulares en el left field, Yasiel Puig con los Tiburones de la Guaira, y Yadiel Hernández por el actual campeón, los Tigres del Licey.

  • Serie del Caribe 2024 | Venezolano Ángel Padrón se convierte en el primer latino con un juego sin hits ni carreras en Series del Caribe

    Es el segundo juego de este tipo en Series del Caribe. El norteño Thomas Fine había logrado la hazaña antes lanzando por los Leones del Habana de Cuba en 1952 En 75 años de historia, jamás un lanzador latino había lanzado un juego sin hits ni carreras en las ediciones de las Series del Caribe de béisbol iniciadas en 1949. Eso cambió este miércoles. En una victoria de Venezuela 9-0 sobre Nicaragua, el zurdo Angel Padrón completó el primer juego sin hits ni carreras desde 1952. Fue exactamente el 21 de febrero de 1952, cuando ante Venezuela se produjo el primer juego de esta índole. En aquella ocasión en el estadio Olímpico de Panamá y ante alrededor de 10,000 aficionados, el derecho norteamericano Thomas "Tommy" Fine - quien lanzaba por el Marianao en la Liga Profesional Cuba pero actuaba de refuerzo - lanzando por los Leones del Habana de Cuba, completó la hazaña, tras victoria de 1-0 sobre el elenco venezolano Cervecería Caracas. Para Fine resultó aquel choque el segundo de su índole que completaba en su carrera, tras haber vencido con su elenco de San Antonio Missions 2-0 con otro no-hitter al Tulsa Oilers en las Ligas Menores dentro de la Liga de Texas de la época. En aquel desafío el Marianao solo conectó cuatro indiscutibles para el triunfo ante el también derecho norteño Al Papai, pero el propio Fine contribuyó a su causa ofensivamente, cuando inició la sexta entrada con indiscutible y anotó la decisiva carrera propulsado por cohete del gran Edmundo Amorós. Fine completaría su labor con 112 lanzamientos regalando tres boletos y permitiendo otro hombre en base por un error, sin embargo, nadie le llegó siquiera a la segunda almohadilla. Pero Fine no sólo haría cintillos de prensa con su choque, el derecho se encargó de establecer una marca que se mantiene vigente de 17 entradas sin aceptar indiscutibles. En su apertura siguiente ante los Yankees de Carta Vieja de Panamá en el choque que le dio el título a los cubanos, Fine estuvo a solo tres outs de juegos sin hits ni carreras consecutivos. El derecho perdió su segundo no-hitter de la serie en el mismo noveno episodio, por indiscutible entre primera y segunda del inicialista norteamericano Eddie Neville. Esta vez el zurdo venezolano de 26 años completó su hazaña en el LoanDepot Park de la ciudad de Miami, ponchando a cuatro y regalando un sólo boleto en la octava entrada que evitó la posibilidad de un juego perfecto. En su trabajo necesitó una cuota de sólo 88 lanzamientos, 57 de los cuales fueron strikes. Contrario a Fine, Padrón contó con suficiente ofensiva que le permitió lanzar con mayor comodidad. Tres anotaciones en la tercera entrada más otra en la séptima y racimo de cinco en la novena, fueron más que de lo necesitado para que Padrón se enfocara en hacer su trabajo y lograr su objetivo. El triunfo le permitió a Venezuela avanzar en la clasificatoria como primero a las semifinales con balance de 5-1 y hoy jueves desde las 8:00 pm (ET), el elenco estará enfrentando al cuarto lugar, Curacao Suns (3-3) de Curazao, por el boleto a la disputa del título de esta edición 2024 de la Serie del Caribe a celebrarse este viernes a las 8:00 pm. En el otro choque semifinal de hoy, el campeón defensor, Tigres del Licey (3-3), enfrentará a Federales de Chiriquí (5-1) de Panamá desde las 3:00 pm (ET).

  • Raúl Valdés: Guerrero del tiempo

    Cuando recuerdo la carrera del zurdo Raúl Valdés lanzando con los Vaqueros del Habana en Series Nacionales a finales de los años noventa, hay un momento imborrable en mi memoria: su impacto en la postemporada de 1998, cuando registró una racha de 28 innings consecutivos sin admitir carreras limpias. El inicio de aquella hazaña fue contra el equipo de Metropolitanos, que amenazaba con vencer en Cuartos de Final. Sin embargo, José “Cheo” Ibar ganó el Juego 4 por 11-0, y Raúl Valdés propinó otra blanqueada en el éxito 7-0 que eliminó a los Metros.* *El final de aquel playoff derivó en una de las historias más tristes que sufrieron los “Rojos de la Capital”. Tras la eliminación de Industriales contra Pinar del Río, tres días antes, la fanaticada capitalina no apoyó a los Metropolitanos. Las imágenes eran desconcertantes. Desde que salieron al terreno de juego, los peloteros de Metropolitanos lucían desmotivados. Las gradas del estadio Latinoamericano estaban prácticamente vacías. Y, luego, los Metros se encontraron con la insuperable mezcla de pitcheos del zurdo Raúl Valdés, quien se encargó de aniquilarlos: ponchó a cinco, concedió dos caminatas y admitió solo dos hits, un sencillo de Wilber De Armas y doble de Iván Correa. En dos aperturas, Valdés llegó a la Semifinal sin permitir carreras limpias durante 17 entradas combinadas. Sí, las cinco anotaciones de Metropolitanos en el Juego 2 fueron sucias. Valdés volvió a la lomita para el Juego 3 de la Semifinal, y se llevó el triunfo con otra blanqueada por 7-0, pero retando a la imponente ofensiva de Pinar del Río, encabezada por los hermanos Linares, Juan Carlos y Omar, Yobal Dueñas, Daniel Lazo, Lázaro Arturo Castro y Yosvany Madera, los bateadores más consistentes del line up. Finalmente, Raúl se quedó a tres outs de alcanzar el récord nacional de 29 entradas sin admitir carreras, implantado por Pedro Luis Lazo en los playoffs de 1997. ¿Cuál fue la razón? Aunque la ofensiva de Pinar del Río estaba devorando los pitcheos de Valdés, la defensiva del Habana volvió a fallar en momentos claves. Un error del primera base Neylán Molina provocó la explosión de Valdés durante el final de la tercera entrada en el Juego 6. Y así quedaba a un lado la expectativa sobre la racha personal de Raúl Valdés, pero tras caer derrotado en el Juego 6, al día siguiente demostró una vez más su estirpe de guerrero: abrió el decisivo Juego 7. Sin el descanso suficiente, a base de coraje y amor a la camiseta Raúl Valdés protagonizó un gran duelo de pitcheo contra el as de Pinar del Río, el diestro José Ariel Contreras. El partido llegó al inicio del sexto con ventaja por 2-1 para los “pativerdes”, quienes dieron vuelco total al marcador tras producir rally de cuatro carreras en el final del octavo inning. Raúl Valdés no pudo obtener la victoria en aquella inolvidable Semifinal que también será recordada por los duelos entre José Ibar y Pedro Luis Lazo, pero dio muestras de su gran combatividad. Desde entonces, han pasado 25 años, y el zurdo habanero sigue siendo el incansable competidor que no se rinde en su batalla contra el tiempo. A sus 24 años, Raúl Valdés salió de Cuba buscando un nuevo horizonte en el béisbol y llegar a las Grandes Ligas. En Cuba, tiró seis temporadas donde terminó con marca de 52-58 y 3.60 ERA en 139 aperturas. Su última campaña fue la peor de su carrera, cuando lanzó para marca de 4-11 y 4.31 ERA. Es cierto que en no pocas ocasiones fue criticado por sus caídas de rendimiento, pero también resultó subvalorado: a excepción de la temporada 1996-1997, cuando debutó, Valdés siempre garantizó al menos 145 innings y 110 ponches. Esa fortaleza fue clave para abrirse camino como lanzador a un nivel superior. En 2004, hizo su debut en el béisbol organizado con los DSL Cubs—equipo de la Liga Dominicana de Verano—, debido a un embargo temporal estadounidense sobre visas de trabajo H-2B. Su primer impacto fue sensacional: acumuló marca de 7-2 con efectividad de 0.51, y registró 152 strikeouts en 87 2/3 entradas —incluyendo un partido donde ponchó a 20 bateadores en siete innings—. Con ese rendimiento, lideró la DSL en efectividad y ponches. Por cierto, antes de irse a Iowa, donde lanzó durante 2005 y 2006, promedió para .241 como jardinero en algunos partidos. ¡Su irrupción fue sensacional! La gran oportunidad de promoción llegó cuando los Mets firmaron a Valdés en 2007. Y, aunque luego no mostraron mucho interés, tres años después le ofrecieron la oportunidad de debutar en las Grandes Ligas, donde formó parte de cinco equipos hasta terminar con los Astros en 2014. El momento esperado llegó ocho años después de haber salido de Cuba, pero Raúl Valdés no se rindió. A los 36 años, emprendió un nuevo reto por tres temporadas con los Dragones de Chunichi en la NPB. Cuando parecía que su carrera había terminado, el zurdo habanero volvió a desafiar el tiempo: siguió esculpiendo su legado en la Liga de Béisbol Profesional de la República Dominicana, y emergió hasta convertirse en una leyenda dentro del clásico caribeño. En ocho participaciones antes de llegar a Miami este año, Valdés atesoraba cuatro títulos en Series del Caribe, donde ha participado vistiendo el uniforme de todos los representantes de dominicana. Tras ver acción por novena ocasión, esta vez reforzando a los Tigres del Licey, Valdés sigue rubricando récords a sus 46 años. Durante la tarde del pasado martes, tiró cinco innings prácticamente inmaculados en LoanDepot Park, y admitió dos sencillos contra la alineación de Curazao. Necesitó solo 71 pitcheos para 15 outs y, se veía lanzando tan cómodo, que sorprendió su sustitución para dar paso al bullpen. Raúl ponchó a siete de sus 17 oponentes —cinco de ellos paseando su changeup por los bordes de la zona de strike—, y ninguno llegó hasta posición anotadora. El lanzamiento más veloz que tiró ni siquiera fue una bola rápida. Según Savant Baseball, fue un changeup de 86.8 mph que tiró antes de dominar a Juremi Profar para sacar el tercer out del quinto inning. El hit más contundente conectado por Curazao ante las ofertas de Valdés fue un sencillo de Roger Bernadina en el inicio del tercer inning con dos outs, y luego comenzó una seguidilla de siete bateadores dominados de manera consecutiva hasta cerrar la quinta entrada. A mitad de juego, la ventaja de 1-0 de los Tigres del Licey quedaba en manos del bullpen y la contribución ofensiva. Y, aunque parecía un alto reto mantener limitado el line up de Curazao, el combo de relevistas dominicanos completó la blanqueada. Un elevado de sacrificio de Robinson Canó tras sencillos de Emilio Bonifácio y Gustavo Núñez puso el marcador por 2-0. Con la efectividad que lucía el bullpen quisqueyano, el desenlace del octavo capítulo presagiaba el final. Tres ponches del cerrador Jairo Asencio sellaron la victoria del team dominicano, pero la historia del juego apenas había comenzado: con su sexto éxito de nueve decisiones en Series del Caribe, el cubano Raúl Valdés igualó a los líderes de todos los tiempos, Rubén Gómez (Puerto Rico), José de la Trinidad Bracho (Puerto Rico) y otro cubano, Camilo Pascual (lanzó para Almendares y Cienfuegos). Valdés también sumó otra cifra honorable, demostrando su clase a los 46 años: se colocó a un ponche de empatar con el puertorriqueño Juan Pizarro, quien ostenta el récord histórico de 62 strikeouts. Cuando analizo cada uno de estos récords, pienso en cuántos lanzadores jóvenes no han podido extender sus carreras en el béisbol debido a desmotivaciones, lesiones, accidentes o bajas de rendimiento. Y, luego, al instante, es inevitable pensar en el gran legado de Raúl Valdés, quien aún está haciendo historia sobre el montículo a los 46 años. Hace una década, cuando se despidió de las Grandes Ligas, podría haber sido el momento más cercano para comenzar a pensar en el retiro. Sin embargo, ese no fue el enfoque de Raúl, sino seguir adelante. Enfrentar uno y otro reto, compitiendo en el terreno de béisbol. Está de más decir cuánto necesita un deportista de alto rendimiento para lograr una carrera de tantos años y, sobre todo, al nivel que lo ha hecho Raúl Valdés en el exigente béisbol profesional del Caribe. ¿Hasta cuándo lanzará? Esa es una pregunta difícil de responder —quizás Raúl ni siquiera recuerda la palabra “retiro”—, pero sus páginas de glorias ya están escritas. Cuando hablemos de perseverancia y amor al béisbol, sin dudas Raúl Valdés sobresale entre los admirables guerreros que han vencido al tiempo.

  • Serie del Caribe 2024 | El cubano Raúl Valdés hace historia encabezando el éxito de Dominicana

    En un duelo de excelente trabajo monticular por ambos equipos, los actuales campeones de la Serie del Caribe, Tigres del Licey resultaron mejores en el diamante al superar a la selección de Curazao, Curaҫao Suns 2-0 este martes en el loanDepot park de Miami. Y como suele suceder en los partidos de mucho pitcheo el juego se desempeñó a un gran ritmo: En apenas 2 horas 19 minutos se concretó la blanqueada, la número 28 para República Dominicana en la historia de las Series del Caribe. En la victoria de los Tigres de Licey, la apertura del lanzador cubano Raúl Valdés fue decisiva al silenciar a sus 17 oponentes con 7 ponches, sin boletos. El veterano de 46 años solo permitió dos sencillos y ambos con bases limpias: el primero lo conectó Jonathan Schoop en el segundo inning y luego Roger Bernadina en la tercera entrada con dos outs. Después del hit de Bernadina, Valdés pochó a Jurickson Profar, quien fue parte de los siete bateadores que dominó de manera consecutiva hasta cerrar la quinta entrada. Con su actuación, Raúl Valdés se colocó entre los lanzadores más ganadores en Series del Caribe, al convertirse en el cuarto pitcher con al menos seis triunfos en la historia del clásico caribeño, una honorable lista que encabeza otro cubano: el legendario diestro de Almendares y Cienfuegos, Camilo Pascual. Tras la joya monticular de Raúl Valdés, el bullpen del Licey arrasó con la ofensiva de los curazoleños, propinándoles 4 ceros consecutivos con un solo hit permitido. En el encuentro nuevamente Robinson Canó y Emilio Bonifácio tuvieron contribuciones determinantes para la novena quisqueyana. La primera anotación de los Tigres del Licey se produjo en el cuarto episodio por el oportuno Dawel Lugo, quien remolcó con un sencillo hacia el left field a Gustavo Núñez desde la intermedia. La segunda rayita fue producida por Robinson Canó con una línea de sacrificio al jardín central para traer al plato a Emilio Bonifácio en el final del octavo inning. Al cierre de esta jornada, los dominicanos exhiben balance de (3-2) y se ubican momentáneamente en el tercer lugar de la tabla de posiciones, mientras Curazao con marca de 2-3 bajó al quinto puesto.

  • Serie del Caribe 2024 | Odrisamer Despaigne dominó, pero la ofensiva de México fue anulada por Puerto Rico

    Los lanzadores cubanos siguen brillando en esta Serie del Caribe. Odrisamer Despaigne mereció mejor suerte. Tras una derrota por 6-5 en su debut ante Curazao, los Naranjeros de Hermosillo de México buscaban su primera victoria en la noche del viernes contra los Criollos de Caguas de Puerto Rico. Su carta de triunfo era el derecho cubano Odrisamer Despaigne, quien se presentaba por vez primera en un clásico caribeño desde que lanzó para República Dominicana en Panamá 2019. Durante aquella edición, Despaigne relevó en un juego, pero esta vez tenía la responsabilidad de ser abridor. Su actuación fue impecable durante las primeras cuatro entradas: ponchó a cuatro rivales, no admitió carreras y soportó un solo imparable. Sin embargo, México también fue limitado a la ofensiva y no pudieron atacar a los lanzadores puertorriqueños. En la parte alta del quinto episodio, los boricuas se rebelaron con tres cañonazos y par de carreras ante Despaigne. Con corredores en segunda y tercera, el antesalista de los D-Backs, Enmanuel Rivera, abrió el pizarrón con sencillo remolcador que puso el juego 2-0. Esa fue la única situación comprometedora de Despaigne, quien había dominado anteriormente a Rivera, y estaba lanzando de manera impecable hasta ese inicio de la quinta entrada. Despaigne tiró un cero más, para completar una salida de calidad de seis actos, donde cerró con cuatro ponches, dos boletos y cuatro sencillos permitidos. El bullpen de México respaldó su trabajo sin admitir libertades en el resto del juego, pero el daño ya estaba hecho. Para entonces, lo que necesitaban los swings aztecas era reaccionar, embasar corredores e intentar producir carreras, pero el bullpen boricua colgó seis ceros consecutivos con solo un hit permitido. “La defensa gana juegos, el picheo gana juegos, México venía de anotar varias carreras y sabíamos que eran peligrosos, pero nosotros teníamos buen plan, ejecutamos bien y pudimos llevarnos la victoria”, dijo a MLB el manager boricua Yadiel Molina. Una vez más, un lanzador cubano cumplió las expectativas en esta Serie del Caribe. Durante la jornada del viernes, el diestro Yoanner Negrín tiró una gran pelota como abridor de Nicaragua contra República Dominicana. Y, como vimos en el último partido de la jornada, Odrisamer Despaigne protagonizó otra excelente actuación enfrentando a Puerto Rico, aunque mereció mejor suerte.

  • Serie del Caribe 2024 | Gran debut de Yoanner Negrín: “Estoy agradecido con esta experiencia de abrir contra República Dominicana”

    La presencia de los peloteros cubanos sigue impactando en esta Serie del Caribe Miami 2024. Yoanner Negrín cumplió su sueño. Horas antes del juego, el diestro cubano dijo al diario nicaragüense La Prensa: “estoy agradecido con esta experiencia de abrir contra República Dominicana. Este evento solo lo pongo por detrás del Clásico Mundial, y mi trabajo será aportar mi granito de arena y dar lo mejor de mí para conseguir apoyar al equipo”. Inspirado en sus propias palabras, Negrín lanzó una joya de pitcheo durante su apertura de cuatro entradas este viernes contra República Dominicana en el loanDepot park de Miami. Su actuación desde el box representando a los pinoleros fue clave para dar esperanzas de triunfo. El diestro de 39 años desafió cada duda sobre sus expectativas como abridor del staff de Nicaragua, admitiendo un solo imparable y una carrera hasta el inicio de la quinta entrada. Su único pecado en el juego, si así podríamos decir, fueron los cinco boletos que concedió con sumo cuidado en cada conteo contra el line up de los Tigres del Licey. Negrín permitió una rayita limpia en la segunda entrada, y otra carrera en el inicio del quinto capítulo, pero contó con un excelente apoyo defensivo. En ese propio inning, tras admitir dos cañonazos consecutivos—de Bonifácio y Gustavo Núñez, primero y segundo bates dominicanos—, fue sustituido por el relevista costarricense Pedro Torrez. Los Tigres pudieron anotar solo una carrera para poner el marcador por 3-2, pero el intermedista Enmanuel García remolcó nuevamente a los “nicas” con un jonrón solitario contra otro cubano, el diestro matancero Jorge Alberto Martínez. Lamentablemente, el bullpen nicaragüense no pude sostener la ventaja, y la ofensiva dominicana remontó con tres carreras durante el último tercio del juego. Anotaron una rayita en el séptimo, y dos más en el octavo para llevarse el triunfo 5-4, su éxito número 200 en la historia de la Serie del Caribe. Aunque el cubano Yoanner Negrín no pudo llevarse la victoria, sin lugar a dudas cumplió las expectativas. Con su debut esta tarde demostró que puede dominar al nivel más alto del clásico caribeño, aunque no cuente con una recta poderosa.

  • Serie del Caribe 2024 | Brillante debut de Yasiel Puig y Miguel Romero impulsan victoria de Venezuela

    El impacto de los peloteros cubanos fue clave para los Tiburones de la Guaira. ¡Ya se dio la voz de “play ball” en la gran fiesta caribeña del béisbol! Desde el 1ero hasta el 9 de febrero, se enfrentan en el loanDepot park de Miami, los campeones de las principales ligas invernales de la región en busca de acariciar el trofeo de la Serie del Caribe de Béisbol 2024. En esta 66ta edición competirán Naranjeros de Hermosillo (México), Tigres del Licey (República Dominicana), Tiburones de La Guaira (Venezuela), Criollos de Caguas (Puerto Rico), Curazao Suns (Curazao), Federales de Chiriquí (Panamá) y los Gigantes de Rivas, el primer equipo que representará a Nicaragua en la historia del evento. Cuba ha sido uno de los ausentes a esta edición, pero habrá presencia de cubanos en varios de los equipos en competencia. El lanzador derecho natural de La Habana, Odrisamer Despaigne defenderá los colores de México. El outfielder Yadiel Hernández, los lanzadores Raúl Valdés y Jorge Alberto Martínez defenderán la franela de República Dominicana. En tanto el estelar jardinero Yasiel Puig, el derecho Miguel Romero y el zurdo Ariel Miranda saldrán al diamante con el equipo de Venezuela. Por Nicaragua, veremos en acción al diestro matancero Yoanner Negrín. Puig y Romero impactando desde el inicio Los Tiburones de la Guaira, dirigidos por Ozzie Guillén, quien los condujo hasta terminar con la sequía de 38 años sin un título, se apoyaron en su brillante combinación de pitcheo y defensa para vencer por 3-1 a los Tigres del Licey, actuales monarcas de la Serie del Caribe. La labor de Miguel Romero fue magistral en un duelo contra otro cubano, el veterano de 46 años, Raúl Valdés, quien admitió una carrera en 4 ⅓ innings y resultó perdedor. Romero silenció a la poderosa ofensiva dominicana en 5 ⅓ entradas, donde le conectaron solamente tres indiscutibles y admitió una carrera, no otorgó boletos y logró sentenciar por la vía del ponche a tres oponentes. Uno de los debut más esperados en la jornada inaugural fue sin dudas el de Yasiel Puig. Todos los radares apuntaron hacia el mediático exgrandes ligas que aunque no pisaba los terrenos de MLB desde 2019, sigue manteniendo sus aspiraciones de poder regresar a la gran carpa. Y tal como esperaban los fanáticos de Venezuela, la actuación del “Wild Horse” fue determinante en la victoria sobre República Dominicana. La ofensiva de los venezolanos se desató en el tercer capítulo con el hit remolcador de Alexi Amarista que trajo la primera carrera en las piernas de Ramón Flores. En el sexto episodio, un imparable hacia la pradera central del propio Flores impulsó la segunda rayita para el elenco de los escualos. Los dominicanos mostraron síntomas de vida al cierre del sexto inning con un fly de sacrificio de Robinson Canó que puso el juego 2-1. Sin embargo, el repunte de Venezuela llegó en el inicio del octavo capítulo, con un descomunal jonrón de Yasiel Puig por el jardín izquierdo que selló definitivamente el triunfo de los Tiburones de la Guaira. “Fue un orgullo ganar el Campeonato en Venezuela con los Tiburones luego de 38 años, pero ahora el objetivo es ganar la Serie del Caribe, porque Venezuela tiene 15 años que no la gana”, expresó Yasiel Puig a ESPN Deportes sobre las aspiraciones de su equipo en este clásico caribeño. El otro cubano que debutó fue el outfielder matancero Yadiel Hernández, pero fue dominado en cuatro visitas a la caja de bateo. Desde 1991 no se celebraba una Serie del Caribe en territorio neutral. En esta edición, 33 años después, se vuelve a realizar la cita en una sede con estas características y nuevamente en La Ciudad del Sol, aunque con la gran particularidad de jugarse en esta oportunidad en un estadio de MLB por vez primera. Sin dudas será esta una gran fiesta beisbolera que mantendrá a muchos fanáticos expectantes y en la cual estaremos siguiendo de cerca también las actuaciones de todos los cubanos en sus respectivas selecciones.

  • Serie de las Estrellas 2024 | Matanzas se corona campeón, tras triunfo de 12-2 sobre Estrellas LEBC. Venezuela venció 8-3 a México por el tercer lugar

    Cuatro triunfos camino al título obtuvo el elenco que apenas se acababa de coronar como titular de la II LEBC Pitcheo completo del derecho Yadián Martínez y ofensiva de 13 indiscutibles que incluyó cuadrangulares de Yurisbel Gracial y Yadir Drake, fueron factores claves en la victoria de Matanzas 12-2 en 5 entradas por la vía rápida sobre Estrellas LEBC, para verse coronados como titulares de la primera edición de la Serie de las Estrellas 2024. Tras el juego el director de los Cocodrilos de Matanzas, Armando Ferrer, expresó a Jit Digital. Antes del partido que definía el titular del corto evento, se realizó la premiación a los mejores jugadores de la pasada edición de la Liga Élite del Béisbol Cubano (LEBC), premiación que incluyó a los líderes individuales y el elenco Todos Estrellas del torneo. Un desastroso accionar del pitcheo de las Estrellas LEBC comandadas por el artemiseño Yulieski González, fue lo visto en el choque que decidió el titular de la primera edición de las Serie de las Estrellas de la Liga Élite del Béisbol Cubano. Cuatro hombres vieron acción desde el montículo de las Estrellas y todos recibieron castigo por parte de una ofensiva matancera que, tras una derrota de 4-1 ante Matanzas en su tercera presentación en el torneo, fue vital en tres triunfos consecutivos del elenco en los cuales marcó un total de 41 carreras. Por las Estrellas esta noche el abridor, el derecho santiaguero Yosiel Serrano, no pudo ni siquiera pasar de la primera entrada, soportando ataque de cuatro indiscutibles sin la pizarra ver aún el primer out del inning. Eventualmente Serrano abandonó el montículo tras 25 lanzamientos a causa de una molestia. En ese inning Serrano regaló un boleto a Yordan Manduley y aceptó sencillo de Alexander Pozo al central que colocaron corredores en las esquinas. Ambos serían remolcadas minutos después por cuadrangular de Yurisbel Gracial por el derecho que colocó a Matanzas rápidamente arriba 3-0. Para Gracial era este su cuarto jonrón y el matancero también llegaba a 14 remolcadas en apenas cinco choques de esta Serie de las Estrellas. Pese a que el primer relevo de las Estrellas, el derecho Raymond Barreto, frenó la ofensiva de los matanceros en esa primera entrada, la felicidad no duraría mucho. La ofensiva de Matanzas se encargaría de poner el choque fuera del alcance de las Estrellas en un interminable segundo episodio donde anotaron ocho carreras. En la baja del segundo inning, Matanzas volvió a colocar a su primer hombre en circulación, cuando Andrys Pérez recibió boleto y se movió a segunda por un wild pitch. Un error del antesalista dejó a Aníbal Medina en la inicial y Manduley se encargó de extender la ventaja por doble remolcador al derecho para el 4-0. El batazo sacó a Barreto del juego y el derecho Rodolfo Díaz hizo su entrada en aras de contener el ataque rival. Pero Díaz solo empeoró las cosas. Primero fue recibido por doble de Pozo al centro que colocó la pizarra 6-0, regaló un boleto a Gracial, aceptó sencillo al derecho de Yordanis Samón para el 7-0 y Yadir Drake se encargó de colocar pizarra de nocao beisbolero con cuadrangular por el izquierdo para un 10-0 en apenas dos entradas. Con Díaz también fuera del choque tras efímera labor, el derecho Raymond Figueredo fue el nuevo llamado al bullpen de las Estrellas, pero aunque pudo meter la entrada en dos outs, Figueredo también hizo lo suyo golpeando a Eduardo Blanco, regalando boleto a Medina y aceptando sencillo remolcador de Manduley para el 11-0. Un boleto a Pozo llenó las almohadillas y parecía extender la entrada más, pero las angustias terminaron cuando Figueredo logró ponche sobre Gracial. Mientras tanto, el abridor matancero, el derecho Yadián Martínez, se encargó de trabajar completo los cinco episodios del juego. Martínez tuvo en realidad una sola entrada verdaderamente complicada, la cuarta, cuando le llenaron las bases y Andy Cosme se encargó de golpear doble remolcador de dos al izquierdo. Al final, el derecho solo aceptó esas dos carreras con cinco hits, tres ponches y dos boletos, para llevarse el triunfo. Matanzas concretó el fuera de combate en el quinto episodio. Sencillos consecutivos de Gracial y el bateador sustituto Yariel Duque colocaron dos hombres en base ante Figueredo. Un elevado profundo al central llevó a Gracial a la antesala, desde donde este anotó la decisiva con elevado de sacrificio de Ariel Sánchez al izquierdo para el 12-2 final. Los matanceros, coronados campeones de la II Liga Élite del Béisbol Cubano el pasado 24 de enero, ahora volvieron a mostrar superioridad sobre sus rivales. En cinco salidas de esta Serie de las Estrellas solo fueron vencidos por México 4-1 y en general superaron a sus rivales con un Diferencial de Carreras de +30 (51 RS/21 RA). Camino al título de la Serie de las Estrellas para Matanzas Ene 28, Matanzas 9, Venezuela 4 (7 Innings) Ene 29, México 4, Matanzas 1 (7 Innings) Ene 30, Matanzas 19, Estrellas LEBC 11 (7 Innings) Ene 31, Matanzas 10, Venezuela 0 (5 Innings) Feb 1, Matanzas 12, Estrellas LEBC 2 (5 Innings) En la tarde Venezuela, con gran trabajo del derecho Henry Centeno por espacio de 6 entradas y cuadrangulares de Gersel Pitre y Carlos Herrera, tomó desquite del revés en la clasificatoria ante México y dispuso de estos 8-3 para llevarse el tercer lugar de la Serie de las Estrellas 2024 y apuntarse su primer triunfo del torneo. Posiciones Finales de la Serie de las Estrellas Matanzas 4-1 (.800) Estrellas LEBC 3-2 (.600) Venezuela 1-4 (.200) México 2-3 (.400)

  • Serie de las Estrellas 2024 | Matanzas noquea a Venezuela 10-0 y alcanza el segundo boleto finalista

    Entre elencos cubanos será la final de la primera edición de la Serie de las Estrellas 2024 El campeón de la II edición de la Liga Élite del Béisbol Cubano (LEBC), Matanzas, dispuso por segunda ocasión del representativo U23 de Venezuela reforzado, para de esta forma avanzar a la final de la Serie de las Estrellas 2024 en donde la selección de Estrellas LEBC ya espera. Los matanceros no esperaron para caer sobre los pitcheos del abridor venezolano, el derecho Jesús Paricaguán, cuando en la misma primera entrada tras dos outs, sencillos consecutivos de Yurisbel Gracial y Yordanis Samón combinados con un error del segunda base que pudo haber terminado la entrada, produjeron la primera. Una entrada después los matanceros llenarían las bases, en un inning donde temprano la defensa del jardinero derecho salvó a Venezuela de al menos una carrera, pero el abridor Pericaguán terminó dominando al bate más caliente del elenco, dominando a Gracial el elevado a las manos de la segunda base. En el cuarto Venezuela pondría su mejor amenaza ante el abridor cubano Yoennis Yera. La entrada la inició el inicialista Gersel Pitre con doble por regla por el jardín derecho mientras se movió a tercera por robo. Pero Yera no se intimidó y terminó colgando escón de ponches sobre los tres próximos bateadores, José Tello, el ganador del Derby de jonrones de este evento apenas un día antes, Carlos Durán y Arturo Nieto. Matanzas entonces ampliaría su ventaja en la parte baja de la misma entrada. Con un out Aníbal Medina golpeó sencillo en elevado al central y tras el segundo out, un sencillo de Alex Pozo al derecho movió a Medina a la antesala. El sencillo expulsó al abridor venezolano del juego, quien al final completó 3 2/3 con 2 ponches, siete hits y sería merecedor de cuatro anotaciones. En su relevo llegó el derecho Cristian Fermín, quien fue castigado por sencillo al central de Gracial para el 2-0, y concedió boleto a Yordanis Samón para llenar las bases. Fue el momento en que Drake amplió la ventaja cubana con sencillo al izquierdo remolcador de dos que puso el marcador 4-0. En la parte baja del quinto inning Cuba pondría fin al juego marcando racimo de seis anotaciones. El elenco visitante mandó al montículo a un nuevo lanzador, el derecho Edgar Castro, ante un equipo matancero que había dejado 8 hombres en bases en las primeras cuatro entradas. Pero Castro inició el inning regalando boleto a Eduardo Blanco y entonces aceptó sencillo al izquierdo de Andrys Pérez. Pero tras una conversación con su lanzador, Castro dominó a Medina por la vía del double play 6443 que movió a Blanco a tercera base, y minutos después, este anotaría por error de la segunda base sobre batazo de Yordan Manduley quien se coló en segunda base. Cuba marcaría otra más por sencillo de Pozo para el 6-0 y el 8-0 llegó por intermedio de Gracial, quien golpeaba cuadragular de dos carreras por la banda derecha. El relevista zurdo Luis Urbano llegó a sustituir a Castro, pero comenzó aceptando sencillo de Samón y regalando boleto a Drake. Con Ariel Sánchez en la caja de bateo, un wild pitch movió a los corredores una base y Sánchez terminó en la inicial por otro boleto. Fue el momento en que con Blanco en la caja de bateo, Urbano cometió otro wild pitch que permitió la entrada de los corredores de tercera y segunda para redondear el 10-0 final. En defintiva fue una estelar apertura del abridor cubano Yera, quien se llevó la victoria tras completar cinco entradas en blanco con 73 lanzamientos y aceptar solo 2 hits con 8 ponches y un boleto. Jesús Paricaguán, el abridor de Venezuela, cargó con el revés. Definida ya la segunda semifinal, este jueves será la discusión de medallas con México y Venezuela peleando por el tercer lugar desde las 2:30 pm, mientras Matanzas y Estrellas LEBC lucharán por el primer lugar desde las 6:30 pm. Por las Estrellas LEBC el mentor Yulieski González ya anunció al derecho santiaguero Yosiel Serrano.

  • Serie de las Estrellas 2024 | Decisivo jonrón de Denis Peña deja tendido a México 8-7 y manda a las Estrellas LEBC a la final

    Las Estrellas LEBC deberán esperar por el resultado de la noche entre Venezuela y Matanzas Denis Peña descargó toda su fuerza sobre un envío del cerrador mexicano Isaac Jiménez, para golpear cuadrangular de tres carreras en la parte baja del séptimo episodio y sellar una remontada de cinco anotaciones que dio a las Estrellas LEBC un triunfo de 8-7 sobre México esta tarde en el estadio Victoria de Girón de Matanzas. La victoria colocó a las Estrellas LEBC en la final de esta Serie de las Estrellas 2024 correspondiente a la II Liga Élite del Béisbol Cubano. Con su salida Jiménez no solo desperdició una ventaja de cuatro anotaciones de su elenco, sino que también echó por tierra una buena salida del abridor Darel Torres, quien había completado cuatro sólidas entradas de dos carreras con 6 hits, 4 ponches y 2 boletos, y solo había sido víctima de dos remolcadas cubanas por intermedio de un doble de Andy Cosme y un sencillo de Carlos de la Tejera, en la única entrada donde realmente se complicó, la cuarta. Fue Jiménez quien realmente se complicó sobremanera en una entrada donde tras dominar al primer bateador, Alomá, aceptó doble de Dennis Laza al izquierdo, pero tras retirar a Rafael Viñales para el segundo out, aceptó sencillos remolcadores de Yordanis Alarcón y Carlos de la Tejera, con un boleto intermedio controversial - tras un lanzamiento bajo pero que pareció strike en conteo de 2-2 y que no fue cantado por Jorge Niebla - a Raúl González. Tales indiscutibles acercaron a Cuba 7-5 y dejaron todo listo para el bate de Peña, quien en conteo de 1-1 se encargó de un solo golpe de colocar a su elenco en la final. Las Estrellas LEBC tuvieron una buena apertura de Erlis Casanova. El derecho, tras cuatro excelsas entradas y con ventaja de 2-0 en el quinto inning, vio como México puso una remontada. Sería una entrada en donde los mexicanos golpearían cinco indiscutibles y en donde fue clave un batazo de Edgar Robles al central que debió haber sido sencillo, pero las condiciones del terreno provocaron que la pelota le hiciera un extraño al jardinero central Carlos de la Tejera, propiciando un jonrón dentro del cuadro para que México tomara el mando 4-2. Para Robles fueron dos remolcadas y delante de él anotaba Francisco Robles, quien minutos antes, con un doble al jardín derecho, se había encargado de remontar las dos carreras que igualaban el encuentro. Tras una tortuosa entrada, Erlis terminó la misma con sus dos primeros ponches del encuentro, estos antes el 4to y 5to madero de los aztecas, Alan Espinosa y Brayan Mendoza. Tras labor de cuatro entradas, dos carreras con 6 hits y 4 ponches, el abridor Dany Torres abandonó el montículo, con derecho a victoria. En su relevo llegó el también derecho Víctor Buena, quien tras un out fue víctima de un error en tiro del torpedero Santos que dejó a Dennis Laza en la inicial y quien posteriormente se movió a segunda por wild pitch. Por un boleto los cubanos colocaron dos corredores en base, pero tras el robo de tercera por Laza, Raúl González golpeó su tercer indiscutible del juego, este un sencillo al central que trajo para el plato a Laza cerrando el marcador 4-3. Sería todo para Buena en el juego y el zurdo Fernando Villegas fue llamado a trabajar, y este, pese a colocar al bateador Carlos de la Tejera rápidamente en conteo de 0-2, terminó aceptando sencillo al izquierdo sobre el cual indebidamente el veterano Yordanis Alarcón fue mandado para el plato y puesto out en gran asistencia del jardinero izquierdo Daniel Cornejo. Con 62 lanzamientos a su cuenta Casanova se mantuvo para el 6to inning y las complicaciones aparecieron al momento. Boleto a Cornejo iniciando la entrada y un sencillo de Flores en elevado por la línea del jardín derecho, colocaron corredores en las esquinas. Sería el momento que México recuperaría su ventaja de dos. El próximo bateador cedió rodado a la antesala y, tras ser forzado el corredor en segunda base, el fildeador Jorge Alomá se demoró en completar el double play en la inicial cuidando al corredor que corría en la antesala y que provocó un error en tiro para el 5-3. Un bateador después México expulsaría a Baños. Santos terminó golpeando triple por la línea del jardín izquierdo para extender la ventaja 6-3. Baños se marchaba con 74 lanzamientos, sin duda con cuatro muy buenas entradas iniciales pero complicado sobremanera en el 5to y 6to innings. En general lanzó 5 1/3 de 6 carreras con 2 ponches y un boleto, al final salvado de la derrota por la ofensiva de su elenco. En su relevo fue llamado el derecho Yanielkis Duardo, quien complicó más las cosas con un wild pitch que provocó el 7-3 en las piernas de Santos desde la antesala, pero que logró mantenerse sin mayores complicaciones. En el sexto Cuba inició colocando al primer hombre en base por sencillo de Denis Peña al derecho, pero Villegas dispuso de los próximos dos bateadores en rodados al cuadro, incluyendo a Juan C. Arencibia, a quien obligó a batear para double play para culminar la entrada. Fue entonces cuando llegó la fatídica entrada del séptimo para los mexicanos. Por su terrible salida como cerrador Jiménez cargó con el revés, mientras Yanielkis Duardo, quien lo hizo por espacio de 1 2/3 sin aceptar carreras, se llevó la victoria. Las Estrellas LEBC ahora deben esperar por el resultado del segundo encuentro entre Venezuela y Matanzas a partir de las 6:30 pm  (hora local) de hoy, para discutir este jueves desde el mismo horario de las 6:30 pm, el título de esta primera edición de la Serie de las Estrellas.

bottom of page