• Yirsandy Rodríguez

64 años después: Luis Robert iguala juego histórico de ‘Minnie’

Yirsandy Rodríguez y Ray Otero de BaseballdeCuba.com & BaseballdeCuba Stats-Info, comenzarán a seleccionar diariamente una estadística interesante en la jornada de Grandes Ligas cuando jueguen los peloteros cubanos. ¡Aquí podrás encontrarte cualquier joya o evento divertido que quizás hayas dejado pasar sin darte cuenta! ¡Adoramos los números y se trata simplemente de disfrutar cada día el valor y significado de las estadísticas en el contexto de nuestro juego favorito! ¡El béisbol!



16 de agosto: Robert & ‘Minnie’ Co.!


El número mágico: 64-11-23.


La historia: Por varias razones, ‘Minnie’ habría sonreído celebrando el gran juego de Luis Robert anoche en Guaranteed Rate Field. Robert brilló este lunes sacudiendo de 4-3 el pitcheo de los A’s en el éxito 5-2 de los White Sox. Después de poncharse en su primera vez al bate durante el segundo inning, Robert marcó tres imparables consecutivos en sus siguientes visitas al plato: Sencillo en el cuarto y en el quinto, y luego bateó un jonrón con bases limpias en el octavo, aplastando un cambio de velocidad del relevista de los A’s, Deolis Guerra.



Ese último cañonazo de Robert, impactado a 102.6 mph recorrió 394-ft en Guaranteed Rate Field, para registrar su segundo juego con al menos tres hits en esta campaña—el anterior había sido antes de ingresar a la lista de lesionados el pasado 20 de abril en Cleveland—. Pero más allá de lo que parece simplemente una gran noche más en el “Big Show” para el talentoso centerfielder de los White Sox, su línea final tomó categoría histórica entre los jugadores cubanos de todos los tiempos.


¡Sí, la revelación del número mágico (combinado) de hoy viene a continuación!


Resulta que, hacía 64 años, 11 meses y 23 días, que un bateador nacido en Cuba y vistiendo el traje de los White Sox, no registraba un juego con al menos tres hits e igual número de carreras anotadas y un jonrón en cuatro veces al bate jugando como home club.


¡El gran ‘Minnie’ había sido el único antes de que Robert luciera una vez más sus admirables habilidades dentro del campo!


“El Cometa” logró la hazaña el 22 de septiembre de 1956, al batear de 5-4 con dos jonrones, tres anotadas, un robo y cuatro RBIs ante los lanzadores de Kansas City Athletics en un éxito por 17-3 de los White Sox en el legendario Comiskey Park I. Yunel Escobar (Blue Jays de Toronto) y Tony Taylor (Tigres de Detroit) han sido los otros cubanos con dichos números históricos jugando en casa en un partido de Grandes Ligas (4 VB, 3 CA, 3 H, HR), pero nunca combinando la destreza de batear jonrón y robarse una base en el mismo partido.



Sí, sólo ‘Minnie’ y Robert, anoche… ¡64 años después!

15 de agosto: El ‘secreto’ de Néstor Cortés Jr…


El número mágico: 45.8%.


La historia: No es la singularidad de su bigote, ni la extravagancia de sus “wind-ups” ni, obviamente, la velocidad de su bola rápida. Lo increíble y sorprendente que ha traído el zurdo cubano Néstor Cortés Jr. esta temporada con los Yankees de New York, ha sido su perspicacia, ese espíritu de nunca rendirse y la sed de béisbol que absorben los guerreros cuando les brindan una oportunidad.


Cortés Jr. llegó a la rotación de los Yankees como un lanzador relevista de los llamados ‘juegos perdidos’, pero la consistencia y dominio que extendió en cada salida lo hicieron ganarse un puesto en la rotación de abridores. En sus dos primeras aperturas, admitió una carrera en ocho innings combinados contra los Mets de New York y los Astros de Houston.


Se mantuvo en la rotación y registró aceptables inicios ante los Marineros y los Rays, pero el martes pasado fue bateado en Kansas City—aunque avanzó 5 ⅔ IP con 80 pitcheos—. Con los Yankees jugando para 4-2 en sus aperturas, Cortés Jr. dominó a los White Sox este domingo con una joya de pitcheo en Guaranteed Rate Field.




Sus seis innings y sólo una limpia permitida por jonrón del novato Andrew Vaughn, se unieron con siete ponches y un boleto para encabezar el éxito por 5-3 en duelo ante Lucas Giolito. Ese fue el primer éxito de Cortés Jr. tras seis aperturas en esta temporada. Y si nos hemos extendido tanto para ofrecerles la clave de su número mágico, ha sido porque se correlaciona directamente con el impacto que está logrando sobre la lomita.


Y ese 45.8% es… como quizás logres intuir, un porcentaje derivado de sus pitcheos. Pues sí, y a diferencia de sus otros lanzamientos, es la tasa más imponente que exhibe Néstor con el más ‘descortés’ de sus envíos sobre la lomita… ¡El K% cuando dispara su bola rápida! Y que conste, si lo has visto lanzar, sabes algo de antemano: Para suerte de sus oponentes, el zurdo artemiseño no cuenta con una bola rápida de alta velocidad—ha promediado 90.6 mph este año—.