• Yirsandy Rodríguez

De la incertidumbre al éxito: El impresionante ascenso de Hermes González


(Foto: Hermes González/Aslam Castellón)

Está bien, suele suceder. A veces necesitamos un poco más de tiempo para convencernos de que algunas tendencias realmente están comenzando a cambiar. Y eso fue lo que pensé hace casi un par de meses, cuando nos sorprendió el inicio de campaña del diestro de los Elefantes de Cienfuegos, Hermes González.


Hermes, de 26 años, llegó a ser una de la promesas del pitcheo cienfueguero en el proceso de reconstrucción del equipo entre 2014 y 2019. Actuando como relevista en 30 de sus 49 juegos lanzados, su rendimiento con marca de 14-9 y 2.96 PCL, fue clave en cinco de las seis Series Nacionales categoría Sub-23 donde Cienfuegos se quedó varias veces cerca de alcanzar el título.


Aquella experiencia de 161 innings y 687 bateadores enfrentados parecía suficiente para esperar un desarrollo acelerado de Hermes, pero el efecto de sus pitcheos no pudo dominar a la oposición cuando dio el salto a la Serie Nacional. De hecho, solo unos pocos numeritos podrían ilustrar fácilmente el caos del diestro sureño: en seis Series Nacionales entre 2014 y 2021, registró marca de 9-17, 5.74 PCL y sus rivales le promediaron una consistente línea de .301/.405/.441.


Suficiente, ¿verdad?


Con seis series, Hermes ganó menos juegos que 43 lanzadores en las últimas dos campañas. Obviamente, “perder” no nos ofrece todo el valor de un lanzador porque es simplemente una decisión derivada de varias situaciones, pero en este caso había razones que decepcionaban año tras año:


57 SNB (2017-18): 152 BE, .285/.389/.431, 50.5 Roll%, 49.5 Fly%

58 SNB (2018-19): 100 BE, .358/.475/.531, 55.4 Roll%, 44.6 Fly%

60 SNB (2020-21): 379 BE, .301/.410/.430, 46.9 Roll%, 53.1 Fly%


Como ves, en sus últimas tres temporadas antes de entrar al 2022, las alarmas de mejorías en el rendimiento de Hermes González parecían condenadas al silencio. Asumiendo que la muestra de la 58 Serie Nacional es la más corta y podría generar dilema, la comparación entre las temporadas de 2017-18 y 2020-21 ofrecen más claridad: Hermes enfrentó a 227 oponentes más durante la 60 Serie Nacional, y aun así se estabilizó el OBP de sus rivales por encima de .400s (.410).


Cuando los lanzadores no pueden controlar sus pitcheos ni logran engañar a los bateadores, hacerlos pensar, es bastante difícil tener éxito sobre el montículo. Y esa fue una terrible deficiencia de Hermes González, quien obsequió 53 boletos y pudo ponchar a sólo 27 rivales. Así es, el diferencial de 26 boletos sobre los strikeouts fue casi el 50% de ese par de resultados verdaderos:


57 SNB: 5.06 PCL, 32 IP, 22 SO, 21 BB, 1 SO-BB

58 SNB: 9.95 PCL, 19 IP, 8 SO, 17 BB, -9 SO-BB

60 SNB: 5.42 PCL, 79 2/3, 27 SO, 53 BB, -26 SO-BB


Quizás sientas que hemos ido demasiado lejos antes de extasiarnos en el presente, pero cuando comparamos, la actuación de Hermes González se hace más sensacional y sorprendente en esta temporada de 2022.


Bueno, quiero decir: no todos los pitchers acumulan en 59 días (par de meses) y apenas once aperturas dentro de una misma campaña, una cantidad similar al registro de victorias en toda su carrera. ¿Qué? ¡Sí, ese lanzador ha encabezado varios titulares este año! ¡Y responde al nombre de Hermes David González León!


La hazaña ha sido realmente admirable por varias razones:

1) Hermes González ha registrado ocho de las 13 victorias que acumula el team de Cienfuegos en esta 61 Serie Nacional. Eso significa… aún no puedo creerlo, de veras: ¡el 61.5% de los éxitos de todo el staff cienfueguero!

2) Mira, no es un error: Hermes González tiene marca de 8-1… ¿El resto de los lanzadores de los Elefantes? Un inaudito récord negativo de 5-30.

3) El nuevo as sureño está liderando la liga con ocho victorias, convirtiéndose en el segundo lanzador del equipo con esa cifra de triunfos durante los primeros 44 juegos de una temporada.


Ha sido emocionante, porque cada triunfo no deja de sorprender. ¿Quién podía predecirlo?: El inesperado dominio de Hermes González ha sido la gran historia de superación dentro de los disminuidos Elefantes de Cienfuegos.


Para esta temporada donde se esperaba un estrepitoso descenso de los Elefantes—tras perder a múltiples titulares encabezados por el intermedista superestrella César Prieto—, era predecible la debacle del staff de lanzadores. Sin embargo, Hermes González ha sido el as sorpresa del manager Alaín Álvarez, un rayo de luz esperanzador en una rotación que abrió este martes lanzando para un vergonzoso 7.06 PCL (el peor de la liga).


Este martes, una vez más, Hermes despejó dudas sobre su capacidad para enfrentar la difícil situación del equipo, que parece condenado al sótano de la tabla de posiciones. El diestro de los Elefantes siguió avanzando innings, volvió a imponer su mezcla de bola rápida (ha marcado hasta 93 mph), slider y changeup, hasta neutralizar a uno de los lineups más completos de la liga.


Antes de que se escuchara la voz de playball este martes en el estadio 5 de septiembre, los Tigres encabezaban titulares ofensivos en jonrones (39), OPS+ (128), OBP (.415) y slugging (.458). Los Elefantes abrieron delante en el marcador, 2-0, anotando carreras en el primero y segundo innings contra el abridor de los Tigres, Dachel Duquesne.


En el inicio del tercer capítulo, el team avileño empató el score 2-2 con un jonrón de Leovanys Pérez y elevado de sacrificio de Raúl González—un error en tiro de Hermes ayudó a que Alexander Jiménez avanzara hasta la antesala—. Desde ese primer tercio en adelante, Hermes lanzó cuatro ceros, logrando el out en el momento decisivo.


Primero, cerró el tercer episodio ponchando a Osvaldo Vázquez. A la entrada siguiente, retiró a Jiménez con elevado al left, evitando que anotaran par de carreras desde posición anotadora. El quinto acto fue de 1-2-3, y cerró el innings ponchando al tercer bate, Raúl González.


Una vez más, se cuidó de Osvaldo Vázquez abriendo entrada. Le tiró cuatro pelotas malas pero, acto seguido, sentenció a Rubén Valdez, quien entregó un rodado a tercera que sirvió para doble matanza. Finalmente, aunque no pudo desquitarse con su verdugo de la tarde, el octavo bate Liosvany Pérez, Hermes retiró al dúo de noveno y primero, Alexander Jiménez y Yorbis Borroto.


Los Elefantes anotaron tres carreras en el final del séptimo, y el zurdo Abel Campos aseguró el triunfo para Hermes González, éxito que colocó al diestro cienfueguero como líder con ocho victorias.


En otras palabras, González no sólo se recuperó de aquella terrible racha adversa de 0-8 hace un par de campañas: también se unió al zurdo Adiel Palma como los únicos pitchers abridores de Cienfuegos, que han registrado marca de 8-1 en los primeros 44 partidos del equipo en una Serie Nacional durante los últimos 30 años.


No creo que hubiéramos podido predecir tantos giros salvajes de apenas una temporada a la otra. Sí, Hermes González inició esta campaña con 17 derrotas en las 26 decisiones de su carrera como lanzador. ¡Pero ahora es uno de los ases más respetados del montículo en medio del paraíso ofensivo de esta 61 Serie Nacional!


Van 11 aperturas y sólo un equipo ha podido derribarlo, los Gallos de Sancti Spíritus, quienes lo vencieron el pasado 9 de marzo con marcador final de 7-6. Entonces, ¿hasta dónde llegará el dominio de Hermes González? Buena pregunta, pero solo nos queda permanecer pendientes, sin olvidar que es imposible predecir el…. ¡béisbol!