top of page

Final I Liga Élite: ¿Cómo Portuarios desafió a Agricultores y amenaza con llevarse el título?



La historia comenzó hace 52 días.


En la tarde del 24 de noviembre del año pasado, Portuarios estaba a siete victorias de jugar para .500 de promedio cuando comenzaba la segunda mitad de la temporada regular. Sin embargo, desde entonces, contando el par de éxitos en esta Final contra Agricultores, los Portuarios dirigidos por Michael González se convirtieron en una pesadilla para sus rivales: han ganado 24 de sus 32 enfrentamientos, registrando un inalcanzable porcentaje de victorias del 75%.


Contra todo pronóstico, en ese lapso de 32 partidos, Portuarios ha dominado a todos sus rivales. De hecho, tras el par de triunfos este domingo contra Agricultores en la Final, el plantel mejoró a 16-6 su récord ganador contra los contendientes clasificados a esta postemporada:


—Contra Agricultores: 5-2

—Contra Centrales: 7-3

—Contra Tabacaleros: 4-1


Al final, la historia reciente ha predominado. El team work de Portuarios, la efectividad de sus lanzadores y la cohesión que ha impulsado la dirección del equipo con Michael González al frente, sigue rompiendo pronósticos adversos.


Así pues, como he escrito antes, hay actuaciones que, cuando analizamos las proyecciones de cada equipo, lo que está sucediendo realmente no debería sorprender: Portuarios entró a los playoffs con el tercer mejor récord de victorias y derrotas, pero el equipo vivía un gran momento colectivo. Ese ritmo de juego a su más alto nivel competitivo durante el final de la campaña, también debieron probarlo en el escenario de la postemporada.


Obviamente, el engrane colectivo pudo haber cambiado. Sin embargo, el enfoque y la motivación de Portuarios se multiplicó. Vencieron a Centrales en una serie que parecía arrolladora, y prácticamente termina en cinco juegos.


Este fin de semana, en menos de 24 horas, Portuarios ha hecho realidad el reto que parecía ilusorio: derrotaron par de veces a Agricultores en su viaje como visitantes al estadio Mártires de Barbados.


De un golpe, Portuarios tiene recorrida la mitad del camino hacia el trono de la I Liga Élite del Béisbol Cubano, y la gran clave del éxito se debe a la principal fortaleza del equipo: su perseverante y tenaz maquinaria ofensiva.


Los “Reyes del Embrague”

Bien, hablemos de embrague, de clutch, y todos esos turnos de calidad que han definido el éxito de Portuarios en esta final. Para comenzar, por supuesto, hay un punto clave: con la inserción de la pelota Teammate-190 por la 120, el lineup de Agricultores se convierte en un viaje prácticamente sin regreso para los lanzadores de la LEBC.


Así ocurrió incluso contra el talentoso diestro de 19 años, José Ignacio Bermúdez, quien lideró la liga con una efectividad de 1.02 en 53 innings durante la temporada regular. El manager de Portuarios, Michael González, depositó toda su confianza en Bermúdez para iniciar el Juego 1 de la final. ¿Cuál fue el resultado? Bermúdez asumió el desafío, pero en apenas dos enfrentamientos contra el lineup de Agricultores, admitió dos bombas que aterrizaron más allá de los límites en el estadio Mártires de Barbados.


Después de retar a apenas 14 rivales, Bermúdez vio cómo se rompió su racha de 241 oponentes enfrentados sin permitir jonrón. En la segunda entrada, Guillermo Avilés agitó una bola rápida (zona al centro-baja) en cuenta de 3-1 y, dos innings más tarde, Rafael Viñales crujió otra bola rápida baja, aprovechando un cómodo conteo de 2-0.


Con ese par de jonrones, Agricultores produjo tres de las seis carreras contra Bermúdez, en un juego donde el “embrague” de Portuarios fue vital.


Así que hablemos de eso ahora… ¿cómo Portuarios ha vencido a Agricultores con cinco extra bases menos y sin jonrones? Por supuesto, se trata del bateo “oportuno”. La clave ha estado en lo “oportunos” que han sido los bateadores de Portuarios para fabricar carreras. Para ambos equipos, las “oportunidades” de producir carreras han sobrado en esta Final, pero el hecho de tener eficacia en situaciones de “clutch” se define como “bateo oportuno”.


Esa ha sido la gran clave de Portuarios, cuyo lineup exhibe un 52.2% de apariciones en home de sus bateadores con corredores en posición anotadora. ¡A eso llamamos una emboscada ofensiva! Pero esa efectividad no obtiene todo el crédito aquí.*


¿Cómo podría olvidarlo? ¡El certero tiro del rightfielder Alexander Pozo! Y, luego, la relampagueante recepción del cátcher Oscar Valdés, quien se tiró para tocar al corredor Andrés De La Cruz. Ese clásico out “9-9-2” oxigenó las aspiraciones de Portuarios en el emocionante noveno inning del Juego 1.


Lograr que constantemente los corredores lleguen hasta posición anotadora es un reto. Sin embargo, Portuarios ha merecido la definición de mejor ofensiva de “embrague” porque han logrado completar el trabajo con suma efectividad: durante los Juegos 1 y 2, remolcaron a 16 de los 47 corredores que llegaron a posición anotadora, luciendo un impresionante 34% de efectividad.


Agricultores ha tenido el poder masivo en su ofensiva, y a tal nivel que puedes encontrarte héroes en cualquier tanda del lineup: Andrés de La Cruz fue un verdugo y todo parecía indicar que sería el MVP del Juego 1 tras conectar cuatro imparables—incluyendo tres extra bases, dos dobles y un jonrón—. Pero, al final, el deficiente pitcheo de Agricultores fue vulnerable en el Juego 1 y Portuarios desató su cadena de turnos de calidad. Sin jonrones, pudieron resolver las ventajas decisivas que giraron a su favor, con éxito por 13-11, el bombardeo de 24 carreras y 35 hits combinados en el Juego 1.


Bateadores de la tanda baja como Jorge Alomá, Roberto Acevedo y Rangel Ramos, que hipotéticamente los lanzadores de Agricultores deberían sacar, avivaban el fuego una y otra vez. Yasniel González remolcó cinco de las 13 carreras en el Juego 1, Oscar Valdés sigue sin perdonar a los lanzadores cuando tiene compañeros a menos de 180 pies del plato. ¿Y Denis Laza? Sí, sorprende que Portuarios no haya dependido de su swing: Laza se ha ido de 10-1 en esta Final, dejando a siete corredores esperando remolque en posición anotadora.


Por primera vez en la postemporada, los abridores de Agricultores no completaron las cinco entradas. César García fue explotado a batazos en el Juego 1, y el veterano Leandro Martínez fue atacado con ocho hits en 4 ⅔ innings de labor este domingo en el Juego 2.


Con tres actuaciones cruciales, el relevo de Pedro Álvarez en el Juego 1, unido a la excelente apertura de Yadián Martínez y el cierre de Andy Vargas en el Juego 2, el pitcheo de Portuarios logró par de éxitos claves en busca del trono.


Mientras Portuarios guerreó con su ofensiva de contacto, arriesgó corredores en las bases y desató una cadena de turnos de élite, Agricultores no logró vencerlos incluso con más poder: han dejado esperando remolque a 29 de los 37 corredores que llegaron a posición anotadora.


Si no resucitan, será bastante difícil darle un giro a la final contra los “Reyes del Embrague”.


(Foto: Out en home, cátcher Oscar Valdés, tocando a Andrés de La Cruz/Ibrahim Sánchez Carrillo, Radio Bayamo)

Comments


Noticias

bottom of page